Marvel Deluxe: Dinastía de M

“No más mutantes”. Con esta frase tan contundente empezamos la review de esta semana de uno de los mejores Crossovers de los últimos años. Compuesto por una colección de 8 números americanos (4 españoles) y el especial Dinastía de M: El día después, nos encontramos con una utopía mutante en toda regla. ¿Nunca os habéis preguntado qué habría pasado si Eric Magnus Lehnsherr, A.K.A Magneto, hubiese ganado?  ¿Si el homo superior fuera el que estuviese en lo alto de la cadena alimenticia y el homo sapiens fuera el oprimido? Pues esto y mucho más es lo que nos ofrece Dinastía de M. Guionizado por Brian Michael Bendis y dibujado por ese gran artista que es Oliver Coipel, supuso un hito en la historia del grupo en sí, por la salida de algunos de los más veteranos y la llegada de otros personajes del universo Marvel. Recientemente se reeditó en un tomo Marvel Deluxe al precio de 23,95 euros; pero pongámonos en antecedentes para entenderlo todo mejor.

Tenemos que remontarnos a el inicio de otra saga titulada “Vengadores Desunidos” para comprender todo a la perfección. Esta historia, que todo buen amante de los cómics debería tener en sus estanterías, marca un antes y un después en el grupo de superhumanos liderado por el Capitán América. Dicha historia se desarrolla a lo largo de diferentes colecciones, como son “The Spectacular Spider-Man”, “Captain America and The Falcon”, “Thor”, “Fantastic Four”, “Captain America” y “Iron Man”, y en los números 501, 502, 503 de “The Avengers” y “The Avengers Finale”.

En los últimos días de los Vengadores, la Bruja Escarlata sufrió una crisis nerviosa apabullante después de perder el control de sus poderes de alteración de la realidad. En el caos creado por la crisis, los Vengadores Ojo de Halcón, Hombre Hormiga y Visión, este último, marido de Wanda, perdieron la vida. Muchos de los otros Vengadores resultaron heridos, tanto física como emocionalmente. Pasaron los meses y mientras por una parte los Vengadores se disolvieron y volvieron a renacer como “Los Nuevos Vengadores”, Magneto y Charles Xavier intentan sin éxito que Wanda recupere la cordura. Debido a que incluso el mutante psíquico más poderoso de la tierra no tiene éxito, y debido al peligro que Wanda representa para la tierra, Charles Xavier decide convocar una reunión en la torre Stark, para decidir qué hacer con La Bruja Escarlata. Este es el punto de partida de Dinastía de M. Desde ya os recomiendo leer bajo vuestra propia responsabilidad, vienen SPOILERS A CASCOPORRO.

La situación ya es incontenible. Charles Xavier, más conocido como profesor X, líder del grupo de mutantes más famoso del mundo, no podrá contener la situación mucho tiempo. El cómic empieza con los nuevos vengadores, mutantes y héroes callejeros por igual decidiendo qué hacer con el destino de Wanda Maximoff. La propuesta sin embargo, no es del agrado del personal:

Spiderman: ¿Sacrificarla? ¿Qué es? ¿Un perro?

Capitán América: Ni siquiera me lo planteo.

Lobezno: ¿Aunque llevamos ya veinte minutos explicando que la chica está pirada y que el mundo está en peligro por su culpa?

Capitán América:Siempre hay una salida.

Lobezno: No siempre…

Mientras los héroes deciden qué hacer, Magneto tiene a su hija en las entrañas de las ruinas de Genosa, desesperado sin saber qué hacer. Pietro, su hijo y hermano de Wanda, le exige que haga algo, pero Magnus está bloqueado.

La reunión se alarga y los héroes no llegan a ninguna conclusión, por lo que deciden ir a ver a Wanda. Pero una vez allí no detectan a nadie; ni a Wanda, ni a su hermano ni a su padre. De pronto una luz blanca lo cubre todo y para cuando desaparece la realidad ha cambiado. Ahora el mundo es un lugar donde el homo superior es la raza dominante y el homo sapiens es la raza oprimida. En este mundo creado por Wanda, al que ha trasladado a todo el grupo de héroes que había ido a Genosa, todo es como cada uno sueña que le gustaría que fuese su vida, para que así siendo felices no tengan problemas para aceptar esta nueva realidad. Tras el fogonazo de luz, lo primero que vemos es, ni más ni menos, que a Peter Parker, alias Spiderman, levantándose al lado de su mujer, pero esta no es Mary Jane Watson, es Gwen Stacy, con la que tiene un hijo. Así, cada héroe tiene lo que siempre ha deseado:

-Magneto es el líder del mundo mutante junto a sus hijos Pietro, Wanda y Lorna Dane, alias Polaris.

-El Capitán América es un anciano que nunca fue congelado al final de la 2ª Guerra Mundial.

Cíclope esta casado con Emma Frost.

-El Dr. Extraño vive una vida normal como psicólogo, sin ningún poder especial.

-Lobezno es el jefe de la guardia de Magneto junto con Mística, Sapo, Spider-Woman, Rondador y Pícara.

Sin embargo no todo ha salido como Wanda pensaba. Lobezno aún conserva los recuerdos de su vida normal. Cuando Logan se levanta al lado de Mística (y no parece que hayan dormido precisamente) no sabe qué hacer. Lobezno se dirige a la Mansión-X para buscar a Xavier, pero descubre que en la mansión nunca ha vivido nadie llamado Charles Xavier. Entonces se dirige a las Torres Stark para buscar a los miembros de Nuevos Vengadores pero es secuestrado por el Movimiento de Resistencia Humana, liderado por Luke Cage y donde se encuentra con Ojo de Halcón (quien estaba muerto antes del Día M en la saga Vengadores Desunidos). Allí su historia es confirmada por Layla Miller, una joven que por alguna razón conserva también los recuerdos del mundo anterior, y con el “poder” de hacer que los demás lo recuerden también. Lobezno le dice a Ojo de Halcón que Wanda lo mató meses atrás, cosa que no parece sentarle demasiado bien. Luke Cage escucha la historia de Lobezno, pero tampoco puede recordar nada de lo que Logan le cuenta. Tras una charla con la pequeña Layla, Lobezno y el grupo liderado por Cage deciden hacer uso de las habilidades de la pequeña. Entonces es cuando comienza el reclutamiento de héroes. Los primeros fueron Emma Frost y Cíclope. Spiderman es el siguiente, el cual no se toma sus antiguos recuerdos demasiado bien. El único al que no reclutan es al Capitán América, pues está demasiado viejo para poder ser de alguna ayuda. Todos están furiosos. Incluso Spiderman, que siempre ha seguido un código donde matar no entraba en el vocabulario, empieza a cuestionarse dichos principios. Todos creen saber quién es el culpable, quién es el causante de esta nueva y maravillosa “nueva realidad”. Estos deciden atacar a la prole de Magneto, pero en pleno ataque se descubre la verdad. No fue Magneto, sino su hijo Pietro, quien le propuso a Wanda crear una utopía donde todos fueran felices. El propio Magneto, tras ver a Layla Miller y recordar el mundo real, decide matar a Pietro por lo que hizo pero Wanda, ya de regreso en el mundo real, lo revivió. Wanda monta en cólera contra su padre por haber preferido a la raza mutante antes que a sus hijos durante toda su vida, y vuelve a modificar la realidad, pero esta vez con resultados catastróficos para la raza mutante. Exceptuando a unos pocos centenares (oficialmente sólo quedan 198), elimina el Gen X de todos los mutantes del mundo volviéndolos humanos sin poderes al pronunciar la ya mítica frase No más mutantes.

Así todos regresan al mundo normal, salvo los 198 mutantes que quedan. De esta realidad alterada solo tienen recuerdo Spiderman, el Dr. Extraño y Emma Frost. Lo que más impacta al terminar de leer el tomo sea tal vez la viñeta en la que Lobezno dice recordar todo su pasado, absolutamente todo. Acostumbrados a la frase “el universo Marvel nunca volverá a ser lo que era” y ver que realmente, pocas son las veces en las que realmente un acontecimiento sacude de verdad los cimientos, este sí que lo hace y de qué manera. Al final de New X-Men veíamos cómo poco a poco, los mutantes eran cada vez más y más poderosos en número y habilidades. Después de esto se acabó. Wanda desaparece en algún lugar del mundo y esta vez sí, nada volverá a ser como antes. Personalmente creo que es de lo mejor que podemos leer recopilado en tomos Deluxe. En cuanto a Spiderman, uno de los tres que recuerda todo lo sucedido, sí debo decir que me decepcionó un poco ver cómo en su serie regular, el cambio de estar casado con la mujer que más ha amado en su vida, con un hijo, con su tío Ben vivo y coleando y todo el lecho de rosas que era su vida para variar, no tiene el menor efecto en el personaje ni a corto ni a largo plazo. Con la colección de depresiones que tiene el pobre Peter por muchísimo menos, esta le tendría que haber destrozado, mínimo, su matrimonio con Mary Jane, nos habriamos ahorrado el Mefistazo. Lástima.

Escrito por José Carlos Cabra

5 Comentarios

  1. Macho, ¡espectacular! Eres un gran "reviewer". He podido recordar cosas interesantes sobre este gran cómic. Ampliamente recomendable!

  2. Lo mejor de la FUCKING Civil War, sin discusiones. Y posiblemente la mejor macrosaga o macrocrossover de Marvel en los ultimos años. Todo lo demas es paja..

    BAMF!

  3. Gracias por el review, no estaba seguro de comprar el Deluxe de Dinastía de M (hace nada que he empezado a leer comics). Ahora tengo una ganas increíble de leer la obra de Bendis y Coipel. Estoy seguro de que volveré a leer otra de tus reseñas mas adelnate! 😉

¡No te vayas sin comentar!