MT: Hombre Tigre

¿Os acordáis de estas imágenes?

Sí, es “Hombre Tigre”, serie clásica donde las haya que hizo que muchos niños soñaran con ser luchadores al más puro estilo mexicano.

Esta serie de origen japones fue llevada al anime en 1969, guionizada por by Ikki Kajiwara y dibujada por Naoki Tsuji. En Japón fue todo un icono, exportándose internacionalmente con el nombre de “Tiger Mask”.

Ese porte, esa pose… El Hombre Tigre era el héroe setentero más mexicano de Japón

Hombre Tigre” llegó a España tarde. Emitida por cadenas locales, los niños de la generación de Barrio Sésamo no repararon en la baja calidad del dibujo ni de la animación. El Hombre Tigre era el mejor, el más fuerte, el más inteligente, el que más molaba… Y, además, tenía buen corazón. 

Hombre Tigre llorando porque tiene buen corazón.

Esta serie, además de acción, tenía una parte entrañable que retrataba el drama personal de su protagonista, que tenía que dedicarse al sórdido mundo de la lucha para ceder sus pobres ingresos a los huerfanitos de la casa de hospicio en la que se crió.

Y es que El Hombre Tigre tenía una doble identidad: Muchacho normal (Naoto Date) durante el día, y luchador (El Hombre Tigre) durante la noche. Pobre Naoto, nadie podía descubrir que era luchador. Por eso, en sus combates, llevaba la cara cubierta (“la máscara es su secreto”). Por esa misma razón, cuando iba a la playa, no se quitaba la camiseta, pues su torso descubierto pondría de manifiesto su cuerpo de luchador. No importaban lo pobre que fueran los argumentos, “El Hombre Tigre”, con su entretenida trama, gustaba a todos.

Las aventuras del Hombre Tigre llenaron la ilusión de numerosos niños que esperaban impacientemente la emisión del capítulo diario. 

Hombre Tigre en apuros

No en vano, en Japón tuvo tanto éxito que un profesional de la lucha, Satoru Sayama, adoptó este apodo como homenaje particular al personaje de Ikki Kajiwara. Sayama fue el primero en llevar al ring este gimmick, aunque, cuando se retiró, otros luchadores adoptaron ese rol, amparándose en que no se les reconociese gracias a la máscara, llegando a haber un total de cinco “hombres tigre”.

“Muchos hombre tigres son estos…” (La máscara ya no es su secreto)
Web con artículos y reseñas sobre cómics, cine, series, videojuegos y juegos de mesa. No dejes de seguirnos también en Twitter: LaCasaDeEL Facebook: LaCasaDeEL.net Y en nuestro Foro: http://foro.lacasadeel.net/

¡No te vayas sin comentar!