El Regreso de la Cosa del Pantano (1989)

“¿Por qué los hombres, no son como las plantas?”
Tras su anterior adaptación, de la mano del director Jim Winorski, llega una secuela que dista del tono dramático que se mostraba en la anterior y que llega a tener mejores efectos especiales y mucho más blanca (a nadie se le olvida la ropa). El ritmo de la historia es prácticamente un cómic puesto que aparecen los tipicos cartelitos “Erase una vez en un pantano…”

“Ay! Que te como!!!
Precisamente con esa frase comienza la historia, en ella nos muestra a cuatro “cazadores” que van por el pantano buscando… una destilería!!!
Pero su sentido de la orientación es parecido al de un pulpo en un garaje, de manera que se pierden y tienen un encuentro con la agradable criatura de la foto. Sus gritos hace que la Cosa intervenga y poner al mostruo en fuga.
Heather Lockhart, como la hijastra del villano
Al mismo tiempo, en California una chica de agradables modales y amante de las plantas se revela como Abby Arcane (Heather Lockhart) y que al tener  un trauma según su psicoanalista decide encontrarse con su padrastro, Anton Arcane “aparentemente” defenestrado al final de la pelicula anterior.

Al llegar a casa de su padrastro se dará cuenta de que nada es lo que parece…

Lucha de titanes “mutantes”

En este caso como no hay que presentar al personaje, la acción transcurre de manera más rápida, es más se le presenta como un ser que ha aceptado su destino y se lo toma a broma cuando la gente se asusta de él.

Interpretado por Dick Durock, se adapta perfectamente al ritmo de esta aventura para todos los públicos.

“Aqui si que estoy potente y no como en la otra”
En esta entrega, debido a la mejora de los efectos especiales, es aún más planta pues además de curar puede regenerarse rapidamente e incluso puede cambiar de forma para meterse por una tubería. 
Tiene buena química con la hijastra del villano, que deja manifiesta su gran pasión por las plantas además de no asustarse de él. 

Los nuevos secuaces de Arcane, Poinsettia y Gunn

Quizá hay dos puntos débiles de la pelicula, uno en los personajes secundarios, que en algunos casos parecen caricaturas de malos de cartoon, no así Arcane (Louis Jourdan) que mantiene su nivel de maldad e incluso ahora cuenta con un laboratorio más grande y con más monstruos, a los que desintegra, encierra o los echa en el pantano según su “utilidad” y el segundo paradogicamente reside en la justificación de la vuelta del villano principal no explicada hasta la media hora larga de pelicula, además de ser poco verosímil atendiendo a cómo acabó la anterior y terminando por ser la “excusa” que mantiene el villano para los planes para con su hijastra, pues su cuerpo se va deteriorando progresivamente.

Terminar diciendo que es denostada y apreciada a partes iguales hoy día, pero que no hay perder de vista en que en su época tuvo una gran popularidad que le valió una cortísima serie de animación (que pudimos ver en Telecinco) de solo cinco episodios y después de una serie para televisión que personalmente recuerdo con bastante cariño de tres temporadas (1990-1993).  

Es una pelicula, para todos los públicos (puesto que a pesar de los monstruos no sale nada de sangre) e incluso aparecen dos niños a los que le gusta mirar las “revistas” del padre de uno de ellos y son interrumpidos por el Sr Sanguijuela, la hace ideal para una tarde de fin semana, puro entretenimiento.

Web con artículos y reseñas sobre cómics, cine, series, videojuegos y juegos de mesa. No dejes de seguirnos también en Twitter: LaCasaDeEL Facebook: LaCasaDeEL.net Y en nuestro Foro: http://foro.lacasadeel.net/

¡No te vayas sin comentar!