El Chico de la Semana: Superboy (Kal-El)

El Chico de la Semana: Superboy (Kal-El)

“Algún día… cuando crezca… me convertiré en Superman, ¡el más grande campeón mundial de la justicia!” – Superboy (80-Page Giant Vol 1 #1)

Originalmente concebido como la versión juvenil de Superman, Superboy es un chico de origen kryptoniano que se encarga de mantener el orden en Smallville, su ciudad adoptiva. Fue creado por el escritor Jerry Siegel y el artista Joe Shuster para More Fun Comics Vol 1 #101 (1945). En el arco argumental denominado ‘The Origin of Superboy’, cuando el planeta Krypton explota a causa de su núcleo de uranio inestable, el científico Jor-El y su esposa Lara envían a su bebé a la Tierra en un cohete experimental. El pequeño Kal-El, como fue bautizado en su planeta de origen, es descubierto y adoptado por Jonathan y Martha Kent, una pareja de granjeros nativos de Smallville, Kansas. Bajo el nombre de Clark Kent, el joven kryptoniano pronto descubre que tiene poderes increíbles, los cuales intenta mantener en secreto.

Cuando Clark tiene aproximadamente 8 años, sus amigos lo descubren levantando un auto para rescatar al hombre que se encuentra atrapado debajo. Este evento lo impulsa a usar sus superhabilidades para ayudar a los demás, dando paso a el inicio de su carrera pública como Superboy. Un par de décadas más tarde, el escritor americano Cary Bates revelaría que, antes de llegar a la Tierra en la nave creada por su padre, Kal-El divagó por el espacio alrededor de 100 años. En ‘100 Years… Lost, Stolen or Strayed’, Bates relata que cuando el cohete de Kal-El entra en contacto con un agujero de gusano, el pequeño es transportado a un universo paralelo, concretamente a un planeta habitado por cavernícolas. No obstante, la radiación generada por su cuerpo produce un extraño fenómeno dentro de dicha civilización, haciéndola evolucionar rápidamente. 

Renombrado como Sonn, Kal-El crece, se casa, tiene un hijo, y se convierte en Presidente de su nuevo mundo, al menos, hasta que un terrible virus aparece y se propaga por el lugar. El hijo de Sonn encuentra a su padre con casi 100 años de edad, por lo que decide convertirlo nuevamente en un bebé con ayuda de la ciencia. Kal-El es puesto de vuelta en la nave construída por Jor-El, y es lanzado a través del agujero de gusano con destino a la Tierra. La civilización que Kal-El deja atrás regresa a sus costumbres cavernícolas casi al instante. Más tarde se descubriría que mientras en aquel extraño planeta transcurrieron 100 años, en Tierra-Uno solo pasaron un par de horas (More Fun Comics Vol 1 #101; Action Comics Vol 1 #370).

Superboy

Después de sólo aparecer en siete números de More Fun Comics, las aventuras de Superboy se trasladaron a Adventure Comics, publicación en la que debutó en 1946 como la portada y el personaje principal de la historia (Adventure Comics Vol 1 #103). En un período en el que la popularidad de los superhéroes estaba en declive, las aventuras de Superboy se hicieron cada vez más populares. Tres años después de la llegada del joven Kal-El a Adventure Comics, Superboy se convirtió en el sexto superhéroe de DC Comics con título propio cuando Superboy Vol 1 #1 fue publicado en 1949. El éxito del personaje se debía a lo refrescante de sus historias, ya que, a diferencia de la gran mayoría de los superhéroes de la época, los primeros relatos de Superboy tenían elementos de romance adolescente, humor familiar y delincuencia juvenil.

Después de viajar por el espacio por un largo período de tiempo, Kal-El llega a la Tierra y, como todos sabemos, es encontrado por el Sr. y la Sra. Kent. Sin embargo, hay un detalle que muchos no conocen sobre de la identidad de esta pareja de granjeros, y es que ambos personajes recibieron sus nombres propios hasta varios años después de su creación: Jonathan en Adventure Comics Vol 1 #149 (1950) y Martha en Superboy Vol 1 #12 (1951). Otro personaje que se volvió recurrente en las páginas de Superboy fue ‘Superbaby’, que no es más que la representación de Superman durante sus primeros meses de vida. En ‘When Superboy was a Superbaby!’, Martha Kent le cuenta a Clark cómo lo encontró, la forma en la que lo adoptó y cómo le creó un traje de juego rojo y azul, los colores que lo caracterizarían a lo largo de su carrera heroica. (Superboy Vol 1 #8)

Criar al ‘Bebé de Acero’ no fue fácil para los Kent, pero se comprometieron a brindarle un hogar sano y a enseñarle fuertes valores morales. Poco después de ser adoptado, el joven Clark comenzó a aventurarse por su cuenta en los vecindarios aledaños, a menudo participando en hazañas increíbles de fuerza y velocidad, las cuales, casi siempre, iban destinadas a ayudar a las personas. Milagrosamente, pocas personas hicieron conexión entre estos increíbles sucesos y el hijo adoptivo de los Kent, por lo que la verdadera identidad de ‘Superbaby’ se convirtió en una leyenda urbana de los tabloides. Durante este tiempo, los Kent vendieron la mayor parte de su granja y se mudaron al centro de Smallville, lugar en donde se establecieron como tenderos. Esta fue una de las etapas de más crecimiento para Clark, quien comenzó el lento perfeccionamiento de sus poderes.

Desde el principio, Superboy se convirtió en la plataforma perfecta para que se suscitaran los primeros encuentros entre Superman y sus personajes secundarios, casi siempre, en situaciones que resultaban contradictorias con la continuidad previamente establecida. Superboy conoce a Perry White en un arco argumental de 1947 (Adventure Comics Vol 1 #120), y un año más tarde, conoce a Lois Lane en Adventure Comics Vol 1 #128, hechos que resultan incoherentes si tomamos en cuenta que Clark Kent (como adulto) había conocido a sus compañeros del Daily Planet varios años atrás. De igual manera, las primeras reuniones de Superman con otros superhéroes de la Editorial también fueron ubicadas en el pasado adolescente del ‘Hombre de Acero’. Tal es el caso de Batman en World’s Finest Comics Vol 1 #84, Green Arrow en Adventure Comics Vol 1 #258 y Aquaboy (la versión juvenil de Aquaman) en Superboy Vol 1 #171.

Superboy-DC-Comics

¡No te vayas sin comentar!