El Círculo de Rocky: Sus amigos y familia (1ª Parte)

Rocky, Paulie, Adrian, Duke

Al igual que hicimos con los rivales a los que se enfrentó Rocky, también queremos que conozcáis a aquellos amigos y familiares que estuvieron con Rocky en todo momento, aquellos a los que podríamos denominar como “el círculo de Rocky“, pues gracias a ellos además de a su propia voluntad y pundonor logró forjarse la leyenda de su historia. Repasaremos por tanto, a continuación, a cada una de estas personas que pasaron por la vida del potro italiano, mencionando que, aunque tanto Spider Rico como Apollo Creed podrían estar también aquí, los vamos a omitir, no porque no fueran sus amigos, sino porque también fueron sus rivales y ya hablamos de ellos en la reseña que hicimos hace unas semanas y que podéis leer aquí.

Mickey Goldmill

Mickey GoldmillNo hay duda de que Mickey debe tener un lugar privilegiado en el círculo de Rocky. Mickey fue lo más parecido a un padre que tuvo Rocky, además de ser su mentor, entrenador y amigo. Pero antes de triunfar siendo el mánager de Rocky Balboa, Mickey Goldmill, también triunfó en el mundo del boxeo, aunque como él mismo dijo, no obtuvo la misma fama que otros porque él no tenía un mánager.

Mickey nació un 7 de abril de 1905 y fue criado en el seno de una familia judía. A pesar de que en su andadura en el boxeo, de 1922 a 1947, logró ser campeón de los pesos gallo y ser un excelente boxeador, que llegó a echar fuera del ring a un oponente de un puñetazo, según él nunca se le reconoció el mérito y la fama que podrían tener otros boxeadores de las mismas características que él o inferiores. En 1948, un año después de retirarse, abre el mítico gimnasio, el Mighty Mick’s Boxing, lugar en donde entrena quien sería su pupilo y futuro campeón de los pesos pesados, Rocky Balboa. Mickey, llevó a Rocky con sus peculiares métodos de entrenamiento a hacer que se enfrentara a Apollo Creed en dos ocasiones, en la segunda de las cuales, consiguió derrotarlo y proclamarse campeón. Tras esto, ayudó a que conservara el título en varias defensas del mismo hasta que decidió retirarse. Sin embargo, el primer contendiente por el título, Clubber Lang, reta a Rocky y consigue con sus provocaciones que relegue su retirada y acepte el combate por el título. Sin embargo, Mick, se encontraba mal del corazón y, demostrando su cabezonería y a la vez, para que no se preocuparan por él, no habla sobre su estado de salud, a pesar de que en un combate benéfico anterior, ya había tenido un susto. Momentos antes del combate, hay un enfrentamiento en los pasillos entre Clubber y Rocky y entre todo este jaleo, Clubber lanza a Mick, cayendo este al suelo y ocasionándole un ataque al corazón. Rocky, sin su amigo y mentor, totalmente perdido, pierde el combate aunque Mickey muere feliz al creer que el vencedor había sido su pupilo por fuera de combate en el segundo asalto, cuando realmente había sido al revés, sin embargo, ese estado de confusión propicia que muera sintiéndose satisfecho consigo mismo y triunfante, exhalando su último suspiro en los brazos de Rocky.

Mickey fue interpretado por el grandísimo actor, Burgess Meredith.

Tony “Duke” Evers

Tony Duke EversTony Evers, más conocido como Duke, se cruzó en la vida de Rocky siendo el entrenador y consejero del campeón en aquel entonces, Apollo Creed. Durante el primer combate que enfrentó a Rocky y a Apollo, se vio la gran profesionalidad de Duke, al no menospreciar en ningún momento al que todos consideraban como un rival débil y sin ninguna posibilidad para obtener el título, Rocky. Él observaba sus progresos y avisaba al entonces campeón, Apollo Creed, que Balboa se lo estaba tomando en serio, al ver su curiosa forma de entrenar golpeando la carne en el matadero.

A pesar de que se le dio la victoria a los puntos a Apollo, hubo una segunda pelea entre ellos, en donde una vez más, Duke volvió a estar en el rincón de Creed, apoyándole y ofreciéndole todos sus sabios consejos, sin embargo, en esta ocasión fue Rocky quien se llevó el gato al agua.

Sin embargo, tras la derrota de Rocky frente a Clubber Lang, Apollo observa que Rocky había perdido su empuje, su seguridad y su mirada inspiradora de temor, la llamada mirada del tigre. En vista de esto, Apollo le propone entrenarse en el lugar donde él empezó, en Los Ángeles con la ayuda del que fuera su entrenador, Duke. En Los Ángeles es donde Duke comienza a ofrecerle sus conocimientos y Rocky no solamente consigue recuperar su mirada del tigre, sino también consigue un característico juego de piernas y cintura, digno del mismísimo Apollo Creed. Gracias a este entrenamiento, vuelve a recuperar el título de campeón mundial.

No hay duda de los buenos sentimientos de Duke y de la entrega y fidelidad para aquellos para los que trabaja. Esto se hace patente tal como demostró cuando murió el que había sido como un hijo para él, Apollo Creed, al decir a Rocky que a pesar de la muerte de Apollo ante Iván Drago, ahora iba a hacer todo lo posible por enseñar a Rocky todo lo que le había enseñado a Creed. Gracias a su entrenamiento y a la constancia de Balboa, consigue obtener la victoria en Rusia ante el gigantesco Iván Drago. Tras este combate, Duke vuelve a Los Ángeles y Rocky se retira del boxeo al sufrir una grave lesión y tiene que volver a Filadelfia tras perder todo su dinero.

Sin embargo, Duke y Rocky vuelven a reencontrarse cuando 30 años después de que se conocieran como rivales, vuelva a entrenarle para el que sería el último combate de Rocky Balboa, con 60 años y con un Filadelfia entregado a su hijo predilecto, ayudándole a entrenar, dejando de lado la velocidad, la cual ya no posee, pero haciendo hincapié en la arrolladora fuerza de Rocky. Gracias a la ayuda de Duke, Rocky volvió a triunfar, pues aunque no ganó a los puntos según los jueces, logró aguantar los 10 asaltos del combate y aún seguía ganándose algo muy importante: los corazones de todos los habitantes de EEUU.

Duke fue interpretado por el actor Tony Burton.

Marie

Pequeña MarieMarie es una niña que se cruzó en la vida de Rocky antes de enfrentarse por primera vez a Apollo Creed. De niña frecuentaba malas compañías por el barrio de Filadelfia y empezó a fumar a temprana edad. Al ver esto, Rocky acompaña a casa a la pequeña Marie y le da sus sabios consejos en cuanto a las compañías y lo malo que es el tabaco, sin embargo, aunque parece que finalmente entiende, acaba despidiendo a Rocky con un corte de mangas.

Con el tiempo, Marie parece que acaba valorando los consejos de Rocky y acaba teniendo un hijo a quien llamará Stephenson, de sobrenombre Steps, con un jamaicano que abandona a madre e hijo, teniendo que criarle como madre soltera. Ella se gana la vida en un bar de Filadelfia como camarera y es en ese bar donde se reencuentra con Rocky 30 años después de que él la acompañara a casa. Tras una muestra de caballerosidad de Rocky, en donde hace que un tipo que falta el respeto a Marie acabe pidiendo perdón a esta, Rocky continúa mostrando su caballerosidad y generosidad llevándola a su casa. Desde ese momento Rocky y Marie entablan una buena amistad, llegando Marie a trabajar para Rocky sustituyendo a la empleada que estaba en la recepción de su restaurante, la cual está de baja por maternidad. A pesar de la excelente relación de ambos, además de la de Rocky con Steps, a quien regala un perro, la relación entre Marie y Rocky no pasa de la amistad aunque haya momentos en los que se pueda oler el romance en el ambiente. Sin embargo, la veneración que aún siente Rocky por su difunta esposa, Adrian, le impide que la relación con Marie pase a mayores, entendiendo esto la misma Marie y mostrándole todo su apoyo para el último gran combate al que se tendría que enfrentar contra Mason Dixon, llevándole una foto de Adrian, la mujer que siempre le había dado fuerzas en sus momentos más difíciles.

El personaje de Marie fue interpretado por Geraldine Hughes.

Hasta aquí sería la primera parte de esta reseña en donde os hemos mostrado a tres de los amigos que componían el círculo de Rocky. En la siguiente parte, veremos a otros tres, que además de desempeñar la función de amigos, también serían familia, a saber, Paulie, Adrian y Robert, es decir, su cuñado, esposa e hijo respectivamente.

Fan de Rocky, Superman y, en definitiva, el buen cine, tanto moderno como clásico. Disfruto con un buen libro así como leyendo a Mark Waid o a Alan Moore y viendo dibujar a Alex Ross o los Romita entre otros. También disfruto con videojuegos tanto actuales como de antaño con las consolas de 8 y 16 bits y me entusiasman las series tipo sitcom o de ciencia ficción. @GigioPoloux

2 Comentarios

  1. Mickey es el personaje más entrañable de la saga con diferencia,Burgess Meredith lo borda,todas y cada una de sus intervenciones en la película son geniales,no hay ni una que no merezca la pena.

    En Rocky 2 es memorable la escena en la que,con Adriann en coma,Rocky está en la capilla del hospital,y Mickey,tras intentar convencerle de que tiene que entrenarse para el gran combate o le darán una paliza,le dice “si tú te descalabras yo me descalabraré contigo”,y con un Rocky absorto que no dice ni una palabra,Mickey pasa dia y noche con él en el hospital,ofreciendole su compañia y apoyo sin necesidad de palabras,durmiendo en una silla,hasta que Adriann se recupera y sale del coma,yo creo que en ese momento de la saga fue cuando la relación de Rocky a Mickey pasa a ser mucho más fraternal que profesional,y Mickey se convierte en un “padre” para Rocky.

    Respecto a Tony (otro personaje que me cae simpático de la saga) es (con respeto a Mickey) el mejor de los preparadores de la saga,el más inteligente,en la primera película como se comenta en este artículo,se observa como respeta a Rocky tras verle entrenar en la tele,y sabiendo que es zurdo,advierte a Apollo pero este no le hace ni caso.Y en Rocky 2 rapidamente intenta convencer a Apollo que se olvide de su revanchismo con Rocky,consciente de que en un segundo combate le puede vencer,algo que Apollo no quiere ver pero Tony sí ve,porque sabe que a pesar de la superioridad técnica de Apollo,la resistencia y la capacidad de encajar golpes de Rocky es insuperable.
    De todas formas hubiera sido interesante una combinación de los entrenamientos de la vieja escuela de Mickey (cordones en los tobillos,perseguir gallinas,pegar con ambos brazos,etc) con los de Tony (trabajar el juego de piernas,mucha carrera a pie con sprints,etc).

  2. Como dices, es evidente que la combinación de ambos entrenamientos hicieron un Rocky completo. Tanto los entrenamientos del entrañable Mickey como los de Duke son dignos de mención. ¡Excelentes tus apreciaciones, Pablo!

¡No te vayas sin comentar!