Brit, de Robert Kirkman

Brit, de Robert KirkmanSeguimos analizando obras del maestro Kirkman, eligiendo en esta ocasión otra serie salida del universo Invencible, Brit. El planteamiento que se nos propone aquí es bastante peculiar: ¿qué pasa cuando los superhéroes tienen una edad considerable como para estar jubilados y no quieren hacerlo? La respuesta a esta incógnita es Brit, el superhéroe del gobierno definitivo. Mediante su historia conoceremos como ante cualquier amenaza, sea de la índole que sea, el gobierno de EEUU tiene un arma de contraataque imparable, personificada en este personaje. Así, vemos como Brit es utilizado para paliar las invasiones de seres de otras dimensiones, acabar con enemigos que hacen uso de sus extraños poderes para beneficio propio y por ende dañar a la sociedad, o contra científicos locos que buscan acabar con el mundo. En definitiva, Brit es utilizado para frenar todo, aunque sus métodos sean bastante cuestionables…

El primer cómic de esta serie apareció en julio de 2003, bajo un especial que dio paso a varios números posteriores, convirtiéndose en una saga recopilada a día de hoy en tres volúmenes. La razón de idear a un superhéroe sexagenario fue el hecho de no estancarse con héroes de similares características y otorgarle así una nueva diversificación a la serie Invencible, que por aquel entonces acababa de iniciarse. Hasta el momento, el planteamiento de Tech Jacket (podéis leer aquí la reseña) era contar la primera toma de contacto de un adolescente con un arma extraterrestre que le otorgaba poderes, y por otro lado, Invencible nos contaba el origen de otro adolescente cuya herencia familiar (por parte de padre) le daban capacidades sobrehumanas. Para poder desvincularse de dichas premisas, Robert Kirkman ideó junto a por el aquel entonces dibujante de “The Walking Dead”, Tony Moore, un nuevo concepto de superhéroe. Ambos aprovecharon un parón que se dio al cambiar la mencionada serie en la que los dos trabajaban a la editorial Image (de noviembre de 2002 a octubre de 2003), creando en ese transcurso a este “ultraviolento” superhéroe maduro.

Los tres primeros números fueron ideados como un one-shot, llevando el primero por título simplemente “Brit”. Tras ver que tenía bastante aceptación, decidieron continuar narrando historias del personaje bajo otro ejemplar que apareció en diciembre de ese mismo año (2003), cuyo título era “Muerte fría”. El éxito de ventas parecía acompañar a esta serie, por lo que en Agosto de 2004 Kirkman volvía con otro nuevo número, aunque en esta ocasión los lápices estaban a cargo de Cliff Rathburn en lugar de Tony Moore, llamándose “Brit: Rojo, Blanco, Negro y Azul”, y añadiendo también un epílogo en el que se mostraban los sentimientos contrapuestos de Brit tras el fin del tercer capítulo.

Brit, de Robert Kirkman

Pasaron los años y el éxito de Invencible iba creciendo cada vez más, y como Brit estaba ligado de forma directa a dicha serie, ya sea tanto por los hechos que se narraban, como por varias alusiones que se mostraban, era de esperar que Kirkman no abandonara a los seguidores de este carismático héroe, por lo que en agosto de 2007 llegaba a las estanterías de las tiendas de cómics una nueva historia de Brit, aunque en esta ocasión sería a modo serie regular. Para esta ocasión el guion recayó en manos de Bruce Brown, quien sigue perfectamente la estela dejada por Kirkman, enrevesando la historia que se conocía sobre el héroe, y siendo acompañado en esta ocasión por Cliff Rathburn, quien ya se había encargado del tercer one-shot.

Estos nuevos cómics tenían la salvedad se haber salido editados en color, dotando así a los números de una mayor uniformidad con la serie de la que bebía, Invencible. Aun así, el apartado artístico tuvo varios vaivenes, ya que Rathburn abandonó la serie tras el primer número, siendo reemplazado por Andy Kuhn, quien estuvo al frente de los lápices hasta el número seis, tomando su relevo en el número siete Nate Bellegarde, a quien también hemos visto trabajando en el especial “Invencible presenta: Atom Eve y Rex Splode”. Pese a todos estos cambios, se percibe que todos los artistas han intentado seguir el mismo legado estilístico que había dejado su predecesor, creando de esta forma una regularidad visual muy de agradecer por el lector final.

Tras 12 números, Kirkman decidió poner punto final a dicha serie, dejando así toda la historia de este héroe comprendida en tres volúmenes editados por Image en EEUU, y por Aleta Ediciones junto a Dolmen Editorial en nuestro país, aunque esto no quiere decir que sus apariciones hayan desaparecido, ya que recientemente le hemos podido volver a ver dentro de la serie Invencible.

Pero tras haber hablado del desarrollo de la serie en sí, queda preguntarnos: ¿qué poderes tiene Brit? Básicamente este personaje cuenta con total invulnerabilidad, hecho que no le hace disponer de superfuerza o de otros poderes similares, sino que tiene la fuerza y agilidad común para una persona de sus características físicas, lo que le lleva a tener que mantener un ejercicio constante para estar en forma. Por otro lado, una particularidad que sí que está ligada a su poder es el hecho de que tarde más en envejecer, por lo que pese a tener más de 100 años, luce como si tuviese unos 60.

Como ya he mencionado, en España podemos disfrutar de los tres volúmenes que componen toda la obra de Brit editados de forma conjunta por Aleta Ediciones y Dolmen Editorial, destacando que recientemente se ha reeditado el primer tomo, incluyendo el coloreado de este por Val Staples, además de un tamaño acorde a los siguientes números y varios extras.

Brit, de Robert KirkmanVolumen Uno: Viejo soldado

Bajo este título se esconden los tres primeros especiales a modo one-shot que fueron publicados originalmente entre julio de 2003 y agosto de 2004 en blanco y negro, siendo ahora “remasterizado” el volumen para llevar una mayor sincronía con el resto. En este primer tomo veremos los trabajos que Brit está acostumbrado a realizar para el Pentágono, y como este, al ver que su héroe está alcanzando cierta edad, decide cambiar su función, intentando analizarlo y someterlo a numerosas pruebas con el fin de crear nuevos supersoldados, algo a lo que lógicamente Brit se opondrá. De esta forma se presenta un relato de un superhéroe viejo en el que no se limitan a explicarnos simplemente su vida heroica, sino que su trama va mucho más allá, mostrando el día a día de este personaje, tanto a nivel personal como de cara al exterior, lidiando con gigantescos seres o alienígenas mientras lucha por mantener unida a su familia.

En cuanto al arte, observamos como el trabajo que Tony Moore realiza en este cómic mantiene un estilo cercano al usado en The Walking Dead, alejándose de las formas caricaturescas que solía utilizar en otras obras. La edición mencionada tiene un formato rústica compuesto de 176 páginas a color, teniendo en su parte final varias ilustraciones y numerosos bocetos por un precio recomendado de 15,95€.

Volumen dos: Ausente sin permiso

Brit, de Robert Kirkman

Un hecho inimaginable da comienzo a este número de Brit, donde observaremos como todo lo que rodea a la vida del héroe comienza a flaquear, desde su relación con Jessica hasta su trabajo. Y en medio de toda esa debacle de sucesos aparece Britney, la hermana de Brit, una mujer de “armas tomar” que tomará el relevo de su hermano y sobre la que se irá arrojando nueva luz a lo largo de las páginas. En este volumen podemos observar el cambio de dibujante del primer número, a cargo de Cliff Rathburn, a los cinco siguientes, que están a manos de Andy Kuhn, aunque como ya he mencionado anteriormente, el segundo intenta satisfactoriamente continuar el estilo de su predecesor.

Este tomo, al igual que el anterior, se compone de formato rústica, teniendo 150 páginas a color por 15€, entre las que podemos ver varios bocetos a modo extras en su parte final. Al igual que la versión americana, este segundo volumen contiene los números #1 al #6 de la serie regular de Brit que comenzó a publicarse en agosto del 2007.

Volumen tres: Jodido del todo

Brit, de Robert KirkmanComo bien indica el título de este tomo, Brit se va a encontrar con numerosas situaciones que pondrán del revés su vida. Comenzando con una difícil situación familiar, a lo largo de las páginas seremos testigos de la amenaza a la que se verá sometida la Tierra, teniendo que interceder Brit junto a un grupo de héroes, los cuales serán de sobra conocidos para todos los seguidores de la serie Invencible. Pero no solo esto hecho pondrá en tesitura la vida del héroe, sino que algo mucho más cercano a este sexagenario personaje hará tambalear tanto su vida como la de su hijo…

El volumen continúa contando con el mismo estilo que sus predecesores, teniendo en esta ocasión 160 páginas a color bajo un formato rústica que incluye nuevamente a modo de extras un gran número de bocetos, teniendo un precio recomendado de 15,95€. Los números que comprenden este tomo van desde el #7 hasta el #12 de la serie regular, siendo escrito por Bruce Brown e ilustrados por Nate Bellegarde.

Brit se convierte así en otra obra más del universo Invencible, la cual se presenta como la vida de un héroe de sesenta años que lucha contra las amenazas a base del uso de la violencia, manteniendo como siempre el toque irónico y satírico hacia personajes de otras series que tanto caracteriza a este universo creado por Kirkman. Un cómic que sin lugar a dudas se convierte en un indispensable para todos los seguidores de la serie Invencible, pero que a su vez, por su fresca propuesta se convierte en una obra muy a tener en cuenta por todos aquellos que no sigan la serie principal.

2 Comentarios

    • Lo bueno que tienen estas series (Brit, Tech Jacket, Hombre Lobo) es que te permiten leerlas de forma individual, aunque luego, al leer la serie Invencible encontrarás numerosas alusiones.

      La verdad es que Brit es un cómic que se lee de forma ágil y es muy entretenido.

¡No te vayas sin comentar!