Análisis de Kingdom Hearts HD 1.5 ReMIX

sora-donald-y-goofy-kingdom-hearts-hd-remix

En noviembre de 2002 contemplamos ilusionados el nacimiento de una nueva saga por parte de Square, padres de Final Fantasy. Lo que se conoce como un Action RPG, la novedad estaba en que el juego mezclaba elementos de su Fantasía Final con personajes y mundos del universo Disney. Algo que en un principio suena como juntar chocolate con mayonesa se convirtió en un juego notable y un éxito de manera casi instantánea, dando pie a una secuela y diversos spin-offs para las consolas portátiles. Diez años después Squaresoft (ahora Square Enix) se suma a la moda de adaptar a la alta definición sus juegos más populares, anunciando primero la remasterización del conocido Final Fantasy X y su secuela para PS3 y PSVita, y un tiempo después Kingdom Hearts HD 1.5 ReMIX, aunque ha querido la casualidad que sea este el primero en llegar a nuestras consolas.

riku-oscuro-con-la-llave-espada-kingdom-hearts-hd-remix

Un recopilatorio en alta definición que incluye la primera entrega de la saga en su versión más completa, así como Chains of Memories en su versión para Playstation 2 (originalmente fue lanzado para la consola portátil de Gameboy Advance de Nintendo) y un modo teatro que incluye la historia de Kingdom Hearts 358/2 Days, de Nintendo DS. Publicado únicamente en Playstation 3, es una lástima que no pensasen en lanzarlo también para PsVita o incluso Xbox360 teniendo en cuenta que la tercera entrega si saldrá para Xbox One.

La historia por si hay alguien que no la conoce nos pone en la piel de Sora, un niño que vive junto a sus amigos en una pequeña isla. Juntos fantasean con construir una barca y salir a explorar los mundos que hay ahí fuera, pero pronto el destino los coloca en una situación en la que se ven obligados a convertir sus fantasías en realidad y a ellos mismos en héroes para así salvar los corazones de los mundos.axel-y-roxas-kingdom-hearts-358-days-hd-remix

Explicar los pros y los contras de esta “nueva” entrega es más complicado de lo que pueda parecer, pues nos encontramos con el dilema de analizarlo como juego por si mismo, o enumerar las diferentes novedades que incluye esta edición para aquellos que ya jugasen en su día y se estén preguntando si el desembolso es realmente necesario y si el juego tiene suficientes novedades para ello.

A los primeros, a esos pocos que hace diez años no tuvieran la oportunidad de jugarlo en Playstation 2, les digo que estamos ante uno de los mejores juegos creados para la consola de Sony. Un juego largo, divertido, con una historia atractiva que encantará a los fans de la saga Final Fantasy (de quien toma prestado algunos personajes a modo de cameo) pero sobre todo uno de los mejores juegos ambientados en el universo de las películas Disney (algo que sin duda se ha perdido desde que años atrás a la hora de realizar una lista con los mejores juegos de una consola se colaban joyas como Aladdin o Castle of Illusion), así como una jugabilidad ajustada (y con el único lastre que tenía, la cámara, solucionado en esta edición en Alta Definición) y con toques de personalización para nuestro personaje y sus compañeros Donald y Goofy. Además incluye Chains of Memories, la continuación directa que servía de precuela argumental para su segunda entrega, con un nuevo motor gráfico y una dificultad reajustada. La jugabilidad en este caso cambia al sustituir los clásicos combates por una extraña mezcla de estrategia con cartas que si bien en un principio puede resultar complicado, pronto resulta ser divertido y desafiante. Además la historia es imprescindible para entender a la perfección la segunda entrega (que lamentablemente no viene incluida en esta edición).pesadilla-antes-de-navidad-jack-y-sally-kingdom-hearts-hd-remix

Sin embargo los fans de la saga, aquellos que ya han jugado a todas las entregas y ya dispongan de los juegos en su colección quizá quieran pensárselo dos veces. El primer inconveniente con el que nos encontramos es su elevado precio teniendo en cuenta lo fragmentada que queda la saga al incluir únicamente dos juegos y medio (dejando fuera la segunda entrega o el Birth by Sleep, para PSP, suponiendo que para poder editarlo más adelante y que la gente vuelva a pasar por caja). La mayoría de los recopilatorios nos tienen acostumbrados a tres juegos por el mismo precio, mientras que aquí contamos únicamente con dos y una especie de modo teatro que incluye las escenas de vídeo de Kingdom Hearts 358/2 Days (se hace difícil obviar que por ejemplo Konami acaba de lanzar la saga completa de Metal Gear solid, incluyendo siete juegos en su edición).

Las novedades de los dos juegos principales son escasas aunque quiere la casualidad que en nuestro país no habíamos disfrutado de ellas, al tratarse de la versión Final Mix lanzada en Japón a finales de 2002. Un combate contra un miembro de la Organización XIII, nuevas conversaciones entre los personajes o la posibilidad de recorrer el Castillo Disney son las más importantes, mientras que en la jugabilidad nos encontramos con una cámara mejorada y un par de armas nuevas para cada personaje. Chains of Memories también se trata de un añadido publicado originalmente en Japón y que hasta el momento no habíamos podido disfrutar en Europa, incluido en la versión Final Mix de Kingdom Hearts 2 y publicado en Estados Unidos como juego independiente. Publicado originalmente en 2005 para Gameboy Advance, dos años más Square Enix haría un remake adaptándolo al motor gráfico utilizado en las dos entregas principales, así como algunos cambios en la jugabilidad y la dificultad. Al permanecer inédito en nuestro país hasta hoy se convierte probablemente en el juego más interesante de este recopilatorio. Ambos juegos, así como 358/2 days incluyen un sistema de trofeos para los fans de este sistema de recompensas.Sephiroth-kingdom-hearts-final-mix-hd

Gráficamente por suerte aguanta el tipo. Aunque no se trata de un remake si que se demuestra horas de trabajo detrás y no un simple caso de aplicar filtros para adaptarlo a las resoluciones actuales. Dientes de sierra pulidos y algún polígono redondeado, colores más vivos y movimientos más fluidos son su principal carta de presentación, aunque se echa de menos la oportunidad perdida de mejorar (o simplemente adaptar) los menús, sobre todo al no incluir una opción que te permita volver al menú principal por si quieres cambiar de juego, aunque por suerte el famoso truco para reiniciar sigue valiendo: tan solo hay que apretar al mismo tiempo los botones r1, r2, l1, l2, Select y Start y así nos ahorramos la molestia de tener que volver al menú de PS3 para cargar de nuevo el juego.

La estupenda banda sonora con la que siempre ha contado la saga ha sido también remasterizada, con un sonido más limpio y suave, al igual que los diferentes efectos de sonido. Lamentablemente, aunque al principio se rumoreó con un doblaje a nuestro idioma (que sí disfrutamos en su segunda entrega), finalmente el juego nos llega en su versión americana, con las voces en inglés y con la única traducción de los subtítulos.

Resumiendo, se trata de uno de los mejores juegos de Playstation 2 en su mejor versión posible, de compra obligada para aquellos que en su día no tuvieron la oportunidad de disfrutar de los primeros pasos de Sora, Riku y compañía. Para los fans de la saga se nos da la oportunidad de poder disfrutar al fin de las versiones Final Mix del primer Kingdom Hearts y Chains of Memories junto a una buena remasterización, con el único inconveniente quizá de que la inclusión de 358/2 Days parezca poco más que un mero añadido, y la sensación de querer fragmentar la saga de manera intencionada con el único pretexto de poder seguir vendiendo el juego más adelante (¿quizá como aperitivo para Kingdom Hearts 3 contemos con una nueva entrega que incluya la segunda entrega y el Birth By Sleep, así como un modo teatro del Coded).

[xrr rating=4/5]

Cuentista. Aficionado a muchas cosas, experto en pocas. Quizá algún día la suerte esté de mi lado y engatuse alguna editorial para que me paguen por una de las cosas que más me gusta: escribir. De momento lo hago gratis, pero las donaciones en forma de patatas fritas y un helado ocasional se agradecen.

¡No te vayas sin comentar!