Ms. Marvel #1 (2014)

Hay momentos históricos en el mundo del cómic, pero este no es uno de ellos. No me malinterpretéis… el que una nueva serie de comienzo es un gran hito pero no es una muerte como las de Fénix, Capitán América, Spider-Man ni nada parecido. Lo que quiero decir con todo esto que Ms. Marvel nunca ha sido un personaje que haya tenido mucha atención por parte de los fans, aunque la cosa ha cambiado. Desde hace unos años (2006) Ms. Marvel ha sido un personaje que ha ido progresando a pasos agigantados en lo que a popularidad se refiere, y es que no hay muchas superheroínas que lleven las riendas de un grupo o tengan su propia serie sin caer en lo obvio. El último gran objetivo cumplido de Carol Danvers fue el de heredar uno de los nombres más famosos del muno de los cómics, Capitán Marvel, con todo lo que ello conlleva. Ahora debe conseguir algo todavía más importante, que su nombre consiga trascender incluso su cuerpo y hacer válido a un personaje de recién creación y sin nada que ver con ella más que el traje…

Portada de Ms. Marvel #1
Portada de Ms. Marvel #1

Aviso que puede que esta reseña contenga algún spoiler, pues nuestra protagonista conseguirá los poderes gracias a algo que se está cociendo ahora mismo en las cocinas de Marvel.

Kamala es una chica normal, musulmana y con un montón de sueños que “nunca” se van a cumplir. Uno de esos sueños es el de formar parte del equipo de los Vengadores para salvar al planeta Unicornio de las fuerzas del mal… como decíamos, una chica normal. Kamala vive en América con su familia, con sus costumbres y como en cada familia siempre tienen sus más y sus menos. Un viernes noche Kamala quiere salir, aunque su padre lo desaprueba, puesto que opina que la noche no está hecha para su hija. Las cosas terminan como todo el mundo esperaría, bueno, no… al escapar de la fiesta se ve envuelta por las nieblas terrígenas y el final, aunque obvio no deja de impactar por la visión de una Ms. Marvel de vuelta a su traje negro con un rayo cruzando de arriba a bajo.

Como veis, la trama no denota genialidad en ningún sentido, pero esto es culpa mía, pues quién esta vez nos narra los hechos es nada más y nada menos que G. Willow Wilson, quién si consigue esa genialidad de la que os hablo. ¿En serio no sabéis quién es? Pues es una escritora que ha vivido una gran parte de su vida en Egipto y que entre otras cosas nos ha regalado Alif el invisible. Creo que es una de esas veces en las que uno puede decir que no había un mejor autor para esta serie, pues ha tenido que vivir situaciones muy parecidas a las de la protagonista, Kamala. Su forma de narrar los hechos es de las que gusta entre los lectores, directa al grano, sin perder una página en explicar algo innecesario, solo dejándose llevar en algunos de sus locos pensamientos. Todavía está por ver qué nos espera, pues un capítulo es muy poco para predecir nada, pero tengo buenas sensaciones. Lo que está claro es que veremos situaciones a las que no estamos acostumbradas con choques culturales muy fuertes y a su vez muy interesante, un cómic de superhéroes muy humanos.

De quién si estoy muy sorprendido es de Adrian Alphona, pues nunca había visto nada suyo. Tengo que decir que a simple viste su dibujo es horrible, sin concesiones. Pero cuando uno empieza a ver más allá ve que en realidad es todo lo contrario, una genialidad tras otra. Su estilo es extraño, lo confieso, pues aunque sus trazos están bien definidos a veces las formas son extrañas y desdibujadas. En lo que realmente excede Alphona es en los fondos, son increíbles y llenos de guiños. Solo os diré que hay un cameo bastante gracioso en una página de la fiesta, algo que solo verán aquellos que se entretengan con Wally.

¿Podéis ver a alguien conocido?
¿Podéis ver a alguien conocido?

Si el dibujo y la historia están bien ya no hablemos del color, es increíble y de los mejores trabajos que he visto en mucho tiempo. Los detalles en la casa de Kamala, los árboles, la niebla… todo supera con creces el nivel medio al que estamos acostumbrados y casi me atrevería a decir que es de lo mejor que hay en Marvel ahora mismo. Por cierto, el colorista es Ian Herring.

Bien, solo queda decir que como primer capítulo puede parecer a primera vista algo sin ningún tipo de aliciente y muy plano, pero es cuando lo analizamos cuando nos damos cuenta de la cantidad de detalles y esfuerzo que hay detrás de él. Kamala tiene una personalidad arrolladora desde el primer minuto y su inocencia seguro que nos dará grandes momentos a lo largo de su serie. Ahora solo hace falta esperar a que la serie siga su curso y las ventas dejen que G. Willow Wilson pueda desarrollar todo su talento para que nosotros lo podamos disfrutar. En serio, se merece un Excelsior.

 
[xrr rating=4.5/5]

1 Comentario

¡No te vayas sin comentar!