The Rise of Aurora West

the-rise-of-aurora-westEl cómic que hoy reseño es una precuela/spin off del magnífico ‘Battling Boy’ de Paul Pope. Si ya habéis leído la obra, genial; si no, os recomiendo encarecidamente que os paséis por la reseña de ‘Battling Boy’ que escribió nuestro compañero Santiago Negro y que os dejéis convencer por su entusiasmo. Si en esa obra Pope nos encandiló a todos con un dibujo transgresor y una historia sencilla pero capaz de enganchar, con ‘The Rise of Aurora West‘ da un paso atrás, coguionizando con JT Petty y dejando que un maestro del dibujo como David Rubín se encargue de la parte artística.

Lo de precuela/spin off es precisamente porque este cómic es ambas cosas: se centra en un personaje secundario de ‘Battling Boy’, Aurora West, y a su vez cuenta sucesos previos a la historia del cómic original. Haggard West, el héroe invencible de la ciudad de Arcópolis, está entrenando a su hija Aurora para convertirse en una futura heroína, heredera de su padre. Durante este proceso de entrenamiento, ella descubrirá un viejo secreto relacionado con la muerte de su madre y la naturaleza misma de los monstruos que plagan la Tierra. Un gran inicio para la historia de venganza que tendrá que desarrollarse en ‘Battling Boy’ y sus continuaciones.

La principal pega que tiene esta obra es precisamente su extensión. Igual que sucedía en ‘Battling Boy’, el lector apenas tiene tiempo de acomodarse a la lectura que ya tenemos que esperar a la secuela, una secuela que ya tiene nombre: ‘Battling Boy: The Fall of the House of West‘. Por lo demás, considero que profundiza de forma muy interesante en los dos personajes (la hija y el padre West) y que sirve para dar una base más sólida al mundo que Pope creó en su día. Se empieza a intuir el origen de los monstruos y se establece una columna vertebral coherente con la que empezamos a entrever que hay mucho más de lo que parecía en este universo. No es tanto una historia de jóvenes héroes y aventuras como la primera parte de un ‘coming of age’ que dibuja un ambiente mucho más oscuro de lo que me esperaba.

el momento de aurora westA este contraste de sensaciones entre ambas obras contribuye de forma particular el dibujo de David Rubín. Es cierto que tanto Pope como Rubín tienen un dibujo transgresor, con un estilo que prima el dinamismo y la acción, con proporciones fluctuantes, que resulta ligeramente incómodo si lo comparamos con los estándares del ‘mainstream’. Por estos puntos en común me resulta casi natural que Rubín se haya atrevido a volver a dibujar a los personajes que Pope ideó. Incluso se ha encargado de establecer las facciones de Haggard West sin máscara (una mezcla de Johnny Cash y Robert Mitchum, según comenta Pope en esta entrevista) y el resultado ha sido más que satisfactorio. Pero hay que decir que lo mejor de la labor de Rubín se lo lleva la propia Aurora West, más joven y mucho más expresiva que la Aurora West que vimos en ‘Battling Boy’.

aurora west david rubin

Volviendo a la ambientación, he de decir que, después de ver la labor del dibujante en ‘Beowulf‘ o en ‘El héroe‘, creo que gran parte del impacto visual de sus obras se debe a un uso acertado del color. Después de aquellos colores brillantes e intensos de la obra original de Pope, el uso del blanco y negro desluce un poco la enorme calidad del dibujo de Rubín. Eso, sumado a un formato más pequeño y a un papel de peor calidad, hace que algunas viñetas resulten excesivamente oscuras y llenas de trazo; lo que, en conjunto, contribuye a un tono más oscuro y opresivo que encaja con la narración de una historia más profunda.

aurorawestAntes de terminar, quisiera dar un repaso a la edición que tengo entre manos. A falta de que salga la edición española el próximo 9 de noviembre, la que reseño hoy es la edición americana de la editorial First Second, aunque realmente el formato será el mismo. El título en castellano será ‘El momento de Aurora West’ y lo publicará DeBolsillo. Aunque no consta en la nota de prensa que la editorial ha circulado, confío en que la traducción correrá a cargo de Manuel Viciano, que ya hizo ‘Battling Boy’ en su día (o más recientemente Perillán, con un resultado envidiable), con lo que la calidad estaría garantizada. Por lo demás, todo igual: 160 páginas en blanco y negro por 8,95€ y un formato algo más pequeño que la obra original.

En resumen, si os gustó ‘Battling Boy’, ‘The Rise of Aurora West’ sirve de excusa perfecta para explorar el fascinante universo que Pope creó. Si no lo leísteis en su día, este es el momento ideal para haceros con ambos mientras esperamos noticias de futuras continuaciones. El dibujo del español David Rubín encaja sorprendentemente bien en una historia que apenas empieza a dejarnos ver un atisbo de algo mucho más grande. Y es que la principal pega de esta obra dedicada a Aurora West es precisamente eso, que es demasiado corta y deja con ganas de más. Quizás no sea tan grande y espectacular como otras obras en las que Pope y Rubín han trabajado por separado, pero os prometo que no os arrepentiréis si le dais una oportunidad a ‘The Rise of Aurora West’.

[review]

Ver en Whakoom

3 Comentarios

¡No te vayas sin comentar!