Análisis de ‘The Crew’, lo último de Ubisoft

Análisis de 'The Crew', lo nuevo de Ubisoft

Ubisoft ha decidido lanzar una nueva franquicia para llenar el vacío dejado por la saga Driver entre sus seguidores, publicando así ‘The Crew’ para PlayStation 4, Xbox 360, Xbox One y PC; un título de conducción que toma como base el modo multijugador online y le añade un argumento digno de las últimas películas de la saga ‘A todo gas’. Desarrollado por el joven estudio Ivory Tower, con ‘The Crew’ nos presentan un juego que mezcla multitud de ingredientes, acercándose así a una innovadora propuesta de estilo MMO (Massively Multiplayer Online), aunque lamentablemente, en esta primera entrega no han conseguido exprimir toda su fórmula.

La historia que sirve como pilar de ‘The Crew’ nos pone en la piel de Alex Taylor, uno de los mejores conductores de Detroit, pero que debido a su carácter rebelde, no forma parte del grupo 5-10, del que su hermano es líder. Pero por azares del destino, o en este caso, por decisión de sus guionistas, Taylor se verá envuelto en una trama policial y para salir de ella tendrá que adentrarse en el club que su hermano ya no preside, donde deberá ir subiendo de nivel hasta ganarse el favor de los más grandes.

Análisis de 'The Crew', lo nuevo de Ubisoft

Con un guion que bien podría ser el de una película de acción, nuestro objetivo es ponernos en la piel de este personaje e ir haciendo misiones para los diferentes ‘V’s’ (nombre con el que se denomina a los líderes de zona) de 5-10, ganando así su aprobación. Estas misiones podrán ir desde llevar un coche de un punto a otro intentando hacerle el menor daño posible, hasta tener que escapar de la policía o ganar ciertas carreras. Además de estas, a lo largo de los más de 6.000 kilómetros de carreteras que nos ofrece el mapa del juego, iremos desbloqueando nuevos desafíos que nos otorgarán mejoras para nuestro vehículo. Pero tal vez este sea el punto más negativo del juego, su notable monotonía.

Pese a que en un inicio nos veamos abrumados por la cantidad de novedades que se van a ir mostrando frente a nosotros y sobre todo, por el gigantesco mapa de Estados Unidos que tenemos a escala (5.000 kilómetros cuadrados), con las horas nos iremos dando cuenta de que el juego explota constantemente el mismo estilo de misiones. Si bien es cierto que existen a día de hoy innumerables juegos que nos ofrecen ‘simples’ carreras de forma constante, en el caso de ‘The Crew’ su propuesta original parecía augurar un dinamismo constante, que aunque es paliado gracias al sistema multijugador, se nos antoja bastante monótono.

Análisis de 'The Crew', lo nuevo de Ubisoft

El primer emplazamiento al que vamos, como ya he mencionado, es Detroit, la ciudad del automóvil. Allí dará inicio el argumento del juego e iremos desbloqueando nuestro garaje, concesionario o tienda de tunning, lugares en los que compraremos nuevas piezas para nuestro bólido. Una vez que vayamos haciendo las primeras misiones, que sirven de tutorial, irán apareciendo nuevos puntos de interés (900 en total) a los que podremos ir en cualquier momento, ya que el juego no sigue un sistema lineal, sino que se van desbloqueando nuevos desafíos, pudiendo elegir nosotros en qué orden hacerlos, aunque lógicamente, los concernientes a la campaña sí que siguen una línea.

Además, debido a la gran magnitud del mapa de Estados Unidos, uno de los puntos más loables del juego, tenemos tres formas de ir de un lugar a otro: la primera es mediante nuestro coche, conduciendo por sus numerosas carreteras; la segunda nos permite ir a ciertos lugares mediante tren, llegando así a la estación y apareciendo en el punto elegido, y la tercera, es utilizando un avión, de forma similar a lo visto con el tren.

Análisis de 'The Crew', lo nuevo de Ubisoft

El mapa de Estados Unidos, que está dividido en cinco regiones (Costa Oeste, Oeste Montañoso, Medio Oeste, El Sur y Costa Oeste) cuenta además con sus principales ciudades, 12 en total, ambientadas todas ellas en las originales, aunque a una escala menor.

En cuanto a los gráficos, la verdad es que los del entorno en sí no sorprenden a los que hayamos jugado a otros títulos de mundo abierto en esta generación, pese a ser correctos. Tal vez sea en el tráfico donde más flaquean estos, ya que además de no haber mucha variedad de vehículos, los detalles de estos son bastante abruptos. Aun así, nuestro coche y su interior sí que gozan de una buena calidad de detalle.

Análisis de 'The Crew', lo nuevo de Ubisoft

Por otro lado tenemos la jugabilidad, que en este caso es totalmente arcade, palideciendo frente a otros títulos por sus toscos movimientos y sus dinámicas de choque, donde unas veces no ocurre nada y otras en cambio se muestra una cinemática que corta el dinamismo de la carrera. Frente a esto nos encontramos con una buena implementación de la conducción en los 11 diferentes ecosistemas, obligándonos así a adaptar nuestro estilo en las diferentes carreras, ya que no siempre viajaremos por asfalto, pudiendo hacerlo por tierra, nieve o barro entre otros.

Pero lo principal del título, además de su amplio escenario, es su propuesta multijugador. Gracias a ella podemos crear facciones en las que unirnos varios amigos y competir juntos en diversas misiones del propio juego. Así, este pasa a convertirse en un juego offline y online a la vez, pudiendo hacer la gran parte de sus objetivos en cualquiera de los dos modos, los que satisfará tanto a los clásicos jugadores que prefieren ir solos, como a los que disfrutan de la compañía de otros.

Análisis de 'The Crew', lo nuevo de Ubisoft

Finalmente, ‘The Crew’ está pensado también como un juego de rol. Una muestra de ello es que podemos ir subiendo nuestro nivel a medida que vayamos avanzando en el juego y desbloqueando mejoras mediante la ejecución de desafíos que nos ayudarán en futuras carreras. La gran cantidad de añadidos que hay para nuestros coches, que se pueden comprar tanto con dinero del juego como real, hacen de ‘The Crew’ un título muy interesante para todos los fans del motor.

Estamos así ante un divertido y largo juego de coches, con una premisa muy interesante, pero que aún necesita ser perfeccionada para llegar a alcanzar el estatus de obra indispensable. Pese a ello, es una de las ofertas más interesantes en cuanto a conducción se refiere dentro de la nueva generación de consolas.

[review]

¡No te vayas sin comentar!