‘Vigilia’ de Santi Arcas

Gran portada de Arcas
Gran portada de Arcas

Hoy toca un poco de cómic patrio, amigos y amigas. Hay que ver la cantidad de talento que tiene este país y lo escasita que es la industria, que normalmente acaba con el artista de turno emigrando a pastos más verdes. Lo bueno es que estos artistas acaban por mantener un complicado equilibrio entre los encargos al otro lado del charco y su conciencia de autor, por lo que podemos disfrutar de las diferentes facetas de estos grandes nombres de nuestro cómic.

Como por ejemplo, Santi Arcas, el dibujante y guionista que hoy nos ocupa. Tiene una dilatada carrera a sus espaldas que le ha llevado a grandes éxitos en el cómic español y Francés, aunque últimamente le hemos visto como colorista en DC, donde se ha encargado de títulos como ‘Jaque Mate‘, ‘Action Comics‘ o la célebre ‘52‘. También se ha dedicado a la ilustración de libros infantiles, también para el mercado USA, y en los últimos tiempos ha recuperado su faceta de colorista dando identidad al impresionante trabajo de Michael Lark en ‘Lazarus (serie que ya reseñamos).

Arcas afronta en ‘Vigilia‘ un trabajo complejo como autor completo, en el que da cabida a todas sus influencias para un resultado clásico, en la mejor acepción de esta palabra. Porque nos referimos a un clasicismo que trasciende el medio en el que se expresa, y que bebe de tradiciones que constituyen el fondo cultural de España, tan rico, crítico y completo que sirve de influencia clave incluso hoy en día.

Arcas bucea en la tradición del Siglo de Oro, armado de una visión teatral y costumbrista para la base de su historia, un extraño viaje onírico a través de una noche de magia y misterio que cambiará la vida de los habitantes de un pequeño pueblo.

La historia comienza con la desaparición de la bella Margarita, una joven que se debate por el amor (interesado, por otra parte) de dos nobles. El duque de Sifón y el marqués de Peñafloja son los rivales por los amores de esta chiquilla, tan bella como superficial.

El rapto de Margarita por parte del marques, un petimetre con aires de grandeza, será el punto de partida para esta trama con un punto de locura que traerá el desconcierto a un extravagante grupo de personajes que van desde un clérigo en crisis de fe a un bandolero sin muchos miramientos para el derramamiento de sangre.

El obsesivo diseño de página de Santi Arcas
El obsesivo diseño de página de Santi Arcas

Santi Arcas plantea una historia de equilibrios, de personajes desquiciados atrapados por sus propios miedos y supersticiones, arrastrados por los acontecimientos que superan su escaso conocimiento del mundo. las sombras de la noche esconden los secretos de un pequeño mundo que es el reflejo de las miserias y alegrías de una época determinada, que nos definían como pueblo en una época de contradicciones. Está claro que aquellos autores como Góngora, Quevedo o Lope de Vega sirvieron para el sustento de muchos de los mitos que todavía perduran acerca de la identidad de este país, tan encorsetado en sus fantasías y nostalgias acerca de grandezas pasadas. Arcas no llega tan lejos, y se queda en las cosas pequeñas, en el tono, pero no renuncia a los contrastes entre lo mundano y lo espiritual, además de plantear una reflexión acerca del sentido de la nobleza.

la fina línea que separa el sueño de la realidad es el brumoso espacio en el que se desarrolla esta aventura onírica, donde los habitantes del pueblo miran hacia el interior de su propia identidad. Sus intimidades quedan al descubierto a la luz de las candelas: cómo no, los pecados de la carne y el constante enfrentamiento entre la razón y las creencias populares son el eterno conflicto entre las gentes de una sociedad en profundo cambio.

Además de estos clásicos imperecederos, Arcas cita entre sus influencias a Luis García Berlanga, un auténtico genio del séptimo arte, que con su particular forma de entender el cine se las apañó para realizar un retrato tragicómico de la sociedad española en uno de sus periodos más grises. El carácter coral de la narración y esos personajes tan salidos de madre son, sin duda, reflejo de aquellas maravillosas películas de este genio siempre a reivindicar. Arcas fabrica un fabuloso punto de unión entre la antiguo y lo nuevo como parte de un todo, que convierte en inmortal a toda esa tradición a la que el autor hace homenaje de manera tan honesta y personal.

Fantástico blanco y negro en Vigilia
Fantástico blanco y negro en Vigilia

En el aspecto gráfico, Arcas roza lo obsesivo, en un trabajo que quita el hipo por su belleza tenebrosa, llena de matices, un resultado de gran identidad gráfica. Para empezar, el obsesivo diseño de página juega de manera brillante con las percepciones del lector. Páginas de 6 viñetas que, lejos de ser aburridas o excesivamente clásicas, se convierten en la seña de identidad de esta narración fluida e inteligente. El artista maneja el espacio y el tiempo de manera brillante, y condensa esas brumosas horas, con su ir y venir de personajes con aplastante sencillez, pero al mismo tiempo lleno de detalles enmarcados en un fastuoso claro oscuro. El blanco y negro de Arcas es una auténtica delicia visual, otros de los triunfos narrativos de esta obra llena de intenciones, pero nada pretenciosa. Consigue el esbozo de una época por el concienzudo trabajo de recreación de trajes, costumbres y modos de vida, que acaba por convertir ‘Vigilia‘ en un auténtico viaje en el tiempo. La reconocida influencia de Goya está presente en todo momento, no sólo en el planteamiento artístico de Arcas; también en las reflexiones acerca del propio arte que leemos en estas páginas se encuentra la inspiración en el maestro, y es que hay mucho de sueño de la razón en este fantástico volumen.

La edición es otro de los puntos fuertes de Vigilia, ya que esta aventura tragicómica se recoge en un vistoso tomo de perfecta inspiración en el contenido de la obra, que acaba de dar identidad a la obra de Arcas. ECC se las apaña para ofrecer uno de esos cómics que disfrutarás mientras lo lees y después quedará perfecto en tu estantería favorita. Esa clase de obra que es genial para regalo a aquellas personas que no están familiarizadas con el cómic como medio narrativo, porque además es vistoso en su presentación y muy atractivo por su contenido visual. Un acierto.

Para aquellos que buscáis algo diferente, que disfrutáis con las lóbregas historias nocturnas de las leyendas de Bécquer, o disfrutáis del teatro clásico, este cómic es lo más parecido a esa experiencia, pero en un formato que rompe los esquemas.

Vigilia‘ está editada por ECC, que apuesta por los autores españoles en su catálogo. 160 páginas encuadernadas en cartoné, presentadas en un contrastado blanco y negro.

[review]

La bella Margarita se debate entre sus dos pretendientes: el Duque de Sifón y el Marqués de Peñafloja. Cuando este último decide raptarla para influir en su decisión, desencadena una serie de acontecimientos que durante una extraña y mística noche sumirán a todo un pueblo en el desconcierto.

Con ‘Vigilia‘, Santi Arcas (Claus & Simón, Sandra) afronta su proyecto más ambicioso como autor completo. Una novela gráfica coral que bebe de las estampas de Francisco de Goya y el costumbrismo de Luis García Berlanga, aprovechando su inolvidable elenco de personajes para reflexionar sobre el conflicto entre lo racional y lo irracional.

Ver en Whakoom

¡No te vayas sin comentar!