Reseña de ‘Antes de Watchmen: Rorschach’

Cuando una obra tan mitificada, reverenciada y elogiada a todos los niveles como ‘Watchmen’ trata de revivir muchos años después de su publicación a base de precuelas, no son pocas las voces que se alzan para tirar abajo esta idea mucho antes de que se lleve a cabo. Con ‘Antes de Watchmen: Rorschach’, sus autores han demostrado que, sin llegar ni mucho menos al nivel de la obra original, tal vez las críticas negativas a su trabajo han sido precipitadas.

Rorschach

No nos engañemos: todos los productos que se originan en las grandes editoriales americanas como Marvel y DC tienen el objetivo de ganar dinero. Calificar a los cómics incluidos en la serie ‘Antes de Watchmen’ como “sacacuartos” es redundante. Lo realmente importante es si estamos pagando por un producto que vale lo que cuesta y, al menos en este caso, tengo entre mis manos un cómic muy digno. Las comparaciones son odiosas, no sería justo enfrentar este tomo con la obra de Alan Moore y Dave Gibbons, y si lo hiciéramos está claro que esta precuela saldría perdiendo, pero es que estamos hablando de una de las obras mejor valoradas en la historia del noveno arte. ‘Antes de Watchmen: Rorschach’ no va a tener una repercusión en ningún caso comparable a la que tuvo ‘Watchmen’, pero eso no hace de este tomo una lectura desaconsejable ni mucho menos.

Rorschach

El guionista Brian Azzarello no busca una historia ambiciosa, no se centra en redefinir al personaje de Rorschach ni busca hacer sombra a la obra de Moore y Gibbons. ‘Antes de Watchmen: Rorschach’ tiene una trama bastante sencilla y lineal que podría resumirse como “lo que ocurre en una semana cualquiera de 1977 en la vida de Walter J. Kovacs, justo en los tiempos en los que se empieza a hablar de la Ley Keene“. Por el medio nos vamos a encontrar con un asesino en serie conocido como “El Bardo” al que le gusta marcar a sus víctimas, siempre jovencitas atractivas, para después abandonar sus cadáveres desnudos. También nos encontraremos con Rawhead, el jefe de una banda de los bajos fondos de la ciudad de Nueva York que se cree mucho más listo y poderoso de lo que realmente es, pero que se las hará pasar canutas a nuestro antihéroe.

Rorschach

Al igual que ocurría en la obra original cuando la trama se centraba en este personaje, aquí gran parte de la narración se cuenta a partir de las anotaciones del famoso diario de Rorschach. También se hacen algunos homenajes a la obra de Moore y Gibbons en momentos puntuales en los que se rememoran situaciones y escenas muy similares a otras que todos recordamos. Y quizás con esto se acaben los parecidos con ‘Watchmen’, ya que este cómic no busca ser igual a su serie madre ni a nivel narrativo ni a nivel visual. Aún así, se puede decir que el guionista hace un gran trabajo y nos proporciona una historia que, conozcas o no al personaje con anterioridad, resulta altamente disfrutable. Tal vez una de las pocas cosas que se le puedan echar en cara a Azzarello sea el cameo gratuito que hace el personaje al que interpretaba Robert De Niro en la película de Martin Scorsese ‘Taxi Driver’, Travis Bickle, algo que más allá de la curiosidad no va a ninguna parte.

Rorschach

En cuanto al dibujo, Lee Bermejo es uno de esos artistas que se hacen con el protagonismo de las obras en las que participan. Sin duda su magnífico y peculiar estilo es seguramente lo que más llama la atención de este tomo, tanto por su calidad como por su desvinculación con el trabajo de Dave Gibbons. Sin embargo, el altísimo nivel gráfico que tiene esta obra se ve en alguna ocasión puntual ligeramente empañado por algún error narrativo de Bermejo que deja al lector un poco confuso al intentar seguir el curso de la acción mediante viñetas que son difíciles de conectar con sentido.

En definitiva, estamos ante una obra muy llamativa a nivel gráfico y de lectura muy disfrutable que es respetuosa con su serie madre y que todos aquellos que disfrutaron de ‘Watchmen’ no deberían dejar pasar, pero que también es recomendable y accesible para los que nunca se habían acercado a esa obra. Aunque, dicho esto, aquellos que aún no habéis leído ‘Watchmen’ deberíais ir urgentemente a vuestra tienda de cómics más cercana…

Este tomo titulado ‘Antes de Watchmen: Rorschach’ y publicado por ECC Ediciones se presenta en formato de tapa dura. El tomo contiene 112 páginas a color e incluye los números del #1 al #4 de la edición americana de ‘Before Watchmen: Rorschach’ así como las portadas originales de todos ellos y algunas portadas alternativas. El precio de venta recomendado es de 13,50 € y se puso a la venta en enero de 2016.

Rorschach

Brian Azzarello

Nacido en Cleveland (Ohio, EE.UU) en 1962, este apasionado autor del género negro se ha convertido en uno de los guionistas más populares de la industria del cómic gracias sobre todo a sus trabajos en la editorial Vertigo y sus colaboraciones con dibujantes argentinos como Eduardo Risso y Marcelo Frusin.

Su obra más destacada hasta la fecha es sin duda ‘100 balas’, escrita junto a Eduardo Risso, publicación que fuera una de las insignias principales del sello Vertigo entre los años 1999 y 2009. Además, Azzarello escribió historias como ‘Batman: Ciudad rota’, dibujada también por el argentino Eduardo Risso, ‘Batman/Deathblow: Después del Fuego’, dibujada por Lee Bermejo, Tim Bradstreet y Mick Gray, ‘Superman: For Tomorrow’, dibujado por Jim Lee y ‘Joker’ y ‘Lex Luthor: Man of Steel’ , con dibujos de Lee Bermejo.

Rorschach

‘Antes de Watchmen: Rorschach’

Brian Azzarello y Lee Bermejo (‘Batman: Fuego cruzado’, ‘Lex Luthor’, ‘Joker’) se reúnen para relatar la historia de Walter J. Kovacs, más conocido como Rorschach. El brutal justiciero procedente de las páginas de Watchmen protagoniza en solitario esta exitosa miniserie, ahora recuperada a través de un tomo imprescindible.

‘Antes de Watchmen: Rorschach’ nos traslada a la sórdida Nueva York de 1977. Es la ciudad del crimen cotidiano, la del gran apagón y la de un asesino en serie, “el Bardo”, que parece actuar impunemente contra jóvenes indefensas. En la misma época en que entró en vigor la Ley Keene, destinada a prohibir comportamientos como el suyo, Rorschach debe enfrentarse al implacable Rawhead mientras intenta resolver el enigma del Bardo y proteger a Nancy, desconocida por la que quizá sienta un poco más de afecto que por cualquier otro ser humano.

Guion: Brian Azzarello

Dibujo: Lee Bermejo

‘Antes de Watchmen: Rorschach’

Reseña
Guion
Dibujo
Edición
Nacido en Coruscant, criado en Westeros y viviendo en Gotham City. @evendrones

¡No te vayas sin comentar!