¿Qué son las portadas alternativas o “variant covers” y cómo se gestionan?

Dentro de los coleccionistas de cómics de grapa tenemos dos grandes grupos: los que adoran las portadas alternativas y los que las odian. Unos argumentan que es un trozo extra de “arte” y otros que es un “sacacuartos”. Quizás ambos grupos tengan razón, pero ¿qué son? ¿De dónde vienen? ¿Cómo optan las tiendas a poder vender estas portadas? Pues intentaremos responder a todas estas preguntas…

Spider-Man 700Las portadas alternativas o “variant covers” en inglés son portadas de un cómic existente con un diseño diferente. Es decir, de un mismo cómic, pongamos ‘The Amazing Spider-Man’ #700, existen varias versiones distintas, con el mismo contenido pero con portadas distintas. Estas portadas suelen ser de artistas que no guardan relación con la serie y algunas de ellas pueden tener un gran valor en el mercado, pues obviamente son más escasas que las originales, aunque hay coleccionistas que desprecian estas versiones.

La primera portadas alternativa es relativamente actual, de 1986, en el primer número de la colección de ‘The Man of Steel’, ambas dibujadas por Jonh Byrne. Fue en la década de los 90 cuando esta práctica llegó a su máximo exponente, cuando los lectores empezaron a convertirse en coleccionistas y tenían interés por guardar sus tebeos. Actualmente este fenómeno ya se considera como normal y habitual, llegando a haber decenas de portadas alternativas de un mismo número, sobre todo en colecciones limitadas o grandes crossovers o eventos como ‘Avengers vs X-Men’ o los ‘New 52’.

Hay muchos tipos de portadas alternativas, desde ilustraciones de otros artistas a colecciones enteras sobre un mismo tema. Es muy habitual encontrarse de vez en cuando con esta última práctica, y quiero destacar las tiradas centradas en LEGO, en la lucha contra el cáncer de mama, las figuras de acción o incluso el aniversario de una editorial. Aunque quizás, y casi por sorpresa, una de las colecciones de “variant covers” más exitosas haya sido la protagonizada por las versiones bebé de los superhéroes dibujadas por Skottie Young para Marvel. Todas estas portadas suelen tener un precio bastante asequible, siendo en ocasiones el mismo que el de la versión original, o “direct version” de las tiendas, pero hay algunas que se cotizan al alza. Hablamos de las “Sketch cover”, o lo que es lo mismo, el dibujo original del artista, sin pintar, solo el lápiz o la tinta como mucho. Estas portadas alcanzan precios desorbidatos en el mercado de segunda mano.

Sketch cover de Batman #0
Sketch cover de Batman #0

También hay algunas portadas un tanto distintas a todas estas, y se trata de las “Blank Covers” y las “2nd printing editions”. Las primeras son las portadas que vienen solo con el título del cómic, todo lo demás en blanco. Está pensada para que en algún evento de firmas o salón del cómic, etc. el artista haga un dibujo encima como si de una portada se tratase. Las segundas son portadas alternativas con truco, pues son aquellas que forman parte de segundas, terceras y enésimas tiradas del mismo cómic cuando se quedan cortos con la primera edición. En estas solo suele cambiar el color del fondo, como en el caso de los ‘New 52’ o ‘Avengers vs X-Men’, cuyas ventas superaron las expectativas.

Para poder optar a vender este tipo de portadas, las tiendas tienen que cumplir ciertos requisitos bastante complicados para comercios modestos. De los más sencillos de cumplir es el de comprar muchos cómics del mismo número. Suelen denominarse 1:25, 1:50, 1:100, etc. Es decir, si la tienda compra 25 números idénticos, podrán vender una portada alternativa de ese tipo. Obviamente las más caras son las que tienen un ratio más elevado, y las tiendas pequeñas es casi imposible que puedan a optar a ellas, pues vender 100 ejemplares de un mismo cómic en el mismo establecimiento es harto difícil.

AvX 1:200 por Sara Pichelli
Avengers vs X-Men #3 1:200 por Sara Pichelli

Otro caso que se da es que la editorial en cuestión te ofrezca la oportunidad de poder vender una portada alternativa exclusiva de tu tienda. Si el establecimiento es lo suficientemente popular, como Hastings, puedes tener tu logo estampado en la portada con un diseño exclusivo. En España se ha dado el caso con Akira Cómics, quienes pudieron optar a la suya propia.

Akira Cómics
Portada exclusiva de Akira Cómics de ‘Secret Wars’ #1 por Salvador Larroca

Hay otros métodos, como la suscripción a alguna colección de una editorial en concreto, como IDW, que te da la posibilidad de obtener portadas exclusivas si te abonas a su servicio. También hemos visto algunas de ellas en eventos como las Comic Con o similares, incluso algunas para celebrar grandes momentos históricos.

Como podéis deducir por el carácter de este artículo, las portadas alternativas son casi un tema exclusivo del mercado americano, a pesar de contar con algunas excepciones. Por lo tanto, si queréis haceros con ellas deberéis recurrir a tiendas especializadas u online. Os dejamos un artículo sobre dónde comprar cómics en inglés para facilitaros el asunto.

Si os ha quedado alguna duda sobre el mundo de las portadas alternativas, no dudéis en preguntar en los comentarios y os contestaremos lo antes posible.

3 Comentarios

  1. Yo creo que es un sacacuartos jejeje, pero claro los que somos coleccionistas hooligans no podemos resistirnos. yo tengo alertas de anuncios de venta de comics de segunda mano en todas las webs de internet: Wallapop, milanuncios, tablondeanuncios, etc.
    Saludos

¡No te vayas sin comentar!