100 años de TBO, la revista que dio nombre a los tebeos

100 años de TBO

En marzo de 2017 se cumplen 100 años de la aparición de TBO, la revista que dio nombre a todas las publicaciones de historietas. En TBO colaboraron algunos de los más destacados ilustradores e historietistas del país, y en sus páginas se publicaron series tan populares como Los grandes inventos de TBO o La familia Ulises.

‘100 años de TBO, la revista que dio nombre a los tebeos’ de Antoni Guiral, es un homenaje a esta revista. Un libro que repasa toda su historia, sus autores más destacados, las series más conocidas, un libro trufado de información y de anécdotas. El gran libro que se merece una parte importante de nuestro legado histórico y cultural que es la revista TBO.

Antoni Guiral (Barcelona, 1959) es periodista, divulgador, guionista y ensayista, siempre de y sobre historietas, además de ser comisario de exposiciones de cómic. Entre sus principales obras hay que citar, 100 años de Bruguera ,El mundo de Escobar ,El universo de Ibáñez yBy Vázquez (todas editadas en Ediciones B). También es autor de dos libros sobre las historietas de humor de Editorial Bruguera y de un tomo sobre la obra de Jordi Bernet (Ediciones El Jueves).

La primera parte relata la historia de TBO desde sus inicios hasta su última versión en 1998. Incluye testimonios de quienes colaboraron en él (técnicos, editores, autores) todavía vivos, y recoge declaraciones publicadas de los que ya no están entre nosotros.

Un texto ameno que explica el cómo y el por qué de todo. Cuenta con ilustraciones, muchas ilustraciones: portadas, historietas, secciones, fotografías, etc. En cada capítulo se destaca, mediante despieces, cuestiones históricas y anecdóticas, además de una revisión de las secciones y series más populares de cada etapa de TBO.

La segunda parte es para los autores de TBO. Biografías de sus más destacados colaboradores, tanto guionistas como dibujantes, siempre por orden cronológico de aparición en la revista, acompañadas de algunas de sus páginas.

¡No te vayas sin comentar!