Reseña de ‘Lazarus 4: Veneno’

Ya había ganas de que llegara el regreso de ‘Lazarus’ a las tiendas de cómics españolas tras unos meses desde la salida de su tercer tomo. ‘Lazarus’ es una de las series de Image Comics mejor valoradas de los últimos tiempos, algo que no sorprende demasiado si tenemos en cuenta la calidad de sus autores y su atractivo planteamiento en el que se nos presenta una trama a lo ‘Juego de Tronos’ que se desarrolla en un futuro distópico y post-apocalíptico.

Portada del número #16 de ‘Lazarus’

El anterior tomo nos dejaba con un cliffhanger de lo más impactante, ya que terminaba con el patriarca de la familia Carlyle, el señor Malcolm Carlyle, al borde de la muerte tras sufrir un envenenamiento causado por el líder de la familia Hock, su archienemigo. Ahora la responsabilidad de cuidar del futuro de los Carlyle recae sobre los hombros de Stephen Carlyle, el hijo y heredero de Malcolm, un tipo que quizás no esté todo lo preparado que debería para afrontar con éxito y garantías esta ardua tarea. La debilidad de la nueva cabeza visible de los Carlyle sembrará dudas entres sus aliados (las familias Morray y Carragher), trayendo así la desconfianza y la inestabilidad a un ambiente ya de por sí bastante poco equilibrado. Quizás la clave para que las cosas no se desmoronen del todo para los Carlyle esté en Duluth, una ciudad situada estratégicamente en un punto clave por cuyo dominio habrá que luchar contra las fuerzas dominantes de los Hock. Como no podría ser de otra manera, las esperanzas de que esta batalla tenga un resultado beneficioso recaen sobre Forever Carlyle, el Lazarus de la familia, que contará con la única ayuda de un equipo de cuatro soldados liderados por la Caporal Casey Solomon, antigua Sobrante y ahora soldado tras su intervención para detener el atentado en la Elevación de Denver.

Forever Carlyle en modo ‘El sargento de hierro’

Muchas de las tramas abiertas en anteriores números se pasan en esta ocasión por alto, ya que básicamente ‘Lazarus 4: Veneno’ se centra en tres frentes bien diferenciados: la lucha de Forever y su equipo para derrotar a los Hock en Duluth, las maquinaciones políticas de Joanna Carlyle y la trama con la que se inicia el tomo, a modo de interludio, que bajo el título ‘Misericordia’ tendrá a la Hermana Bernard como eje central de una historia de espionaje al más puro estilo años setenta. Este inicio, narrado en primera persona por nuestra monja protagonista, supone un cambio muy interesante tanto en el estilo narrativo como en la trama acometida que profundiza en el funcionamiento de este mundo que el guionista Greg Rucka nos está presentando. Sin embargo, hay que destacar como punto negativo el excesivo uso de mapas e informes como recurso narrativo que ralentiza mucho el ritmo de la historia.

Joanna Carlyle tendrá que luchar muy duro si no quiere quedarse fuera de este particular juego de tronos

La trama centrada en el trono de la familia Carlyle con Joanna actuando al más puro estilo Cersei Lannister no tiene demasiado impacto en la obra, sino que más bien parece un movimiento de piezas de cara a lo que veremos en la serie más adelante. Y lo que lleva realmente el peso de las páginas contenidas en este tomo es el conflicto armado de Duluth, algo con lo que el dibujante tiene cancha para lucirse y donde Rucka demuestra sus grandes dotes narrativas en un ejercicio que nos puede recordar en ocasiones a otra de sus obras, ‘Queen & Country’. Los momentos de acción están muy conseguidos y logran meter al lector de lleno en la polvareda levantada por las explosiones y los disparos, mientras que la puesta en escena y el tratamiento de los personajes que componen el grupo de Forever, a los que llegamos a conocer a pesar de las muy escasas líneas de diálogo que están presentes en esta parte, son tareas en las que Rucka sobresale.

En esta guerra no se hacen prisioneros

En lo que al apartado gráfico respecta, el dibujo de Michael Lark acompañado a la perfección por el color de Santiago Arcas sigue estando presente en todo el volumen y demostrando una vez más que es la elección ideal para esta historia. Su estilo crudo, realista y sucio reforzado con una triste paleta de colores que es cualquier cosa menos estridente funciona a la perfección en ese ambiente decadente y deprimente que es el futuro de ‘Lazarus’. Por otra parte, a la hora de afrontar escenas de acción, algo especialmente presente en este tomo, Lark se desenvuelve con gran maestría y logra marcar aquí uno de los puntos más altos de su trabajo.

En definitiva estamos ante una historia que bien puede suponer una cierta decepción para algunos lectores en lo que a la falta de avance de la trama se refiere, pero esto se ve de sobra compensado por sus puntos positivos. En cuanto al futuro de la serie, en Estados Unidos está a punto de publicarse el número #26 de la colección, que será recogido en un quinto tomo recopilatorio que aún tardará unos meses en aparecer en nuestro país del que solo sabemos que no será el último.

En lo referente a la edición, hay que decir que este cuarto volumen de ‘Lazarus’ presentado por Norma Editorial mantiene las mismas características que los anteriores tomo de esta colección, siendo así de formato de tapa blanda con un tamaño de página de 17 x 26 cm. El tomo contiene 168 páginas a color e incluye los números del #16 al #21 de la edición americana de ‘Lazarus’, además de las portadas originales de cada uno de los números contenidos y una sección de material extra al final que incluye diseños de los artistas Owen Freeman y Eric Trautman. El precio de venta recomendado es de 18 € y se puso a la venta en diciembre de 2016.

Greg Rucka

Nacido en San Francisco, California, en 1969. Su rutilante carrera como guionista de cómics empezó en 1996 y, tras varios proyectos notables para diversas editoriales independientes, llegó a DC en 2000 para ocuparse de los títulos de Superman, Batman y Wonder Woman. Fue uno de los máximos responsables de la saga ‘Tierra de Nadie’ y también uno de los guionistas habituales de ‘Gotham Central’, una de las series más valoradas de la época. En fechas más recientes, se encargó de definir a la nueva Batwoman junto al dibujante J.H. Williams III. Por otra parte, quizás su serie más personal hasta el momento haya sido ‘Queen & Country’, historia que extendió en formato de novela. Recientemente se ha hecho cargo de los guiones de la miniserie en cómic ‘Imperio destruido’ y de la novela ‘Antes del Despertar’, ambas pertenecientes al nuevo universo de Star Wars desarrollado por Marvel Comics.

Michael Lark

Se trata de un dibujante de comics estadounidense. La mayor parte de sus trabajos han sido para grandes editoriales norteamericanas como Marvel Comic, DC Comics e Image Comics. Entre sus obras más destacadas cabe mencionar títulos como ‘Capitán América’, ‘The pulse’, ‘Daredevil’, ‘The amazing Spider-Man’, ‘Secret Avengers’, ‘La torre oscura’, ‘The Punisher’, ‘El soldado de invierno’, ‘Gotham Central’, ‘Invisibles’ y ‘Terminal City’.

‘Lazarus 4: Veneno’

Estalla la guerra por norteamérica entre Carlyle y Hock.

El mundo ya no está dividido por la política o la geografía sino por las finanzas. El dinero es poder, y ese poder se encuentra en las manos de unas pocas familias. Dos de esas Familias están en guerra. Carlyle y Hock luchan por el control de Norteamérica. Malcolm Carlyle se encuentra al borde de la muerte, víctima de un veneno creado por Jakob Hock. Como hijo heredero, Stephen, actúa con dificultades como nuevo líder de Carlyle, y sus aliados temen las consecuencias de su inminente derrota en la ciudad estratégica de Duluth.

Forever Carlyle, el Lazarus de la Familia, se dirige a Duluth con el único objetivo de evitar la conquista de la ciudad por parte de Hock. Superada numéricamente y aislada de las fuerzas amigas, Forever liderará un equipo de cuatro soldados hacia el corazón de las fuerzas enemigas. Pero ya no se limita a obedecer órdenes. Ha empezado a rebelarse. Algo que puede costarle la vida, así como su familia.

Guion: Greg Rucka

Dibujo: Michael Lark, Tyler Boss, Santiago Arcas, Owen Freeman y Eric Trautman

‘Lazarus 4: Veneno’

Reseña
Guion
Dibujo
Edición
Nacido en Coruscant, criado en Westeros y viviendo en Gotham City. @evendrones

¡No te vayas sin comentar!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.