Reseña de ‘Daredevil Amarillo’, de Jeph Loeb y Tim Sale

Quien ya se haya leído alguno de los otros títulos de lo que podríamos llamar la “saga de los colores” de Tim Sale y Jeph Loeb para Marvel Comics quizás no vaya a descubrir nada nuevo en esta reseña. Los demás, aquellos que no han podido catar aún obras como ‘Spiderman Azul’, ‘Hulk Gris’, ‘Capitán América Blanco’ o la que nos ocupa, ‘Daredevil Amarillo’, deben ser convencidos para hacerse con estos títulos y poder así disfrutar de unos cómics cargados de nostalgia, sentimiento y, sobre todo, un dibujo espectacular…

Portada del primer número de la serie, a cargo de Tim Sale

A finales del pasado siglo XX, el equipo artístico formado por el guionista Jeph Loeb y por el dibujante Tim Sale, acompañado en cada ocasión por distintos coloristas y rotulistas, ya había triunfado en la editorial DC Comics tras algún trabajo olvidable en la Marvel Comics de mediados de los años noventa. En la Distinguida Competencia títulos como ‘Batman: El Largo Halloween’, ‘Superman: Para todas las estaciones’ y ‘Batman: Victoria oscura’ habían puesto a estos dos en el punto de mira de un Joe Quesada que hacía pocos meses se había hecho con el cargo de editor jefe de la Casa de las Ideas tras la etapa de Bob Harras y pretendía devolver a la editorial al lugar de honor en el que una vez estuvo y olvidar de esta manera los malos tiempos, esos en los que Marvel Comics estuvo a tan solo un pequeño paso de desaparecer en la nada. Así llegamos al año 2001, año en el que la miniserie de seis números ‘Daredevil Amarillo’ comienza a publicarse.

Aquí llega… ¡Daredevil!

‘Daredevil Amarillo’ marca el punto de arranque y las pautas a seguir para el resto de trabajos de este equipo creativo en Marvel Comics. Se coge a un héroe clásico de la editorial, se le coloca a modo de flashback en sus primeros días como héroe, momento al cual el lector llega a través de una carta que el protagonista le envía a alguien de su pasado, un amor por lo general (no siempre, ya que en el caso del Capitán América la carta irá dirigida a Bucky Barnes), y se relaciona al héroe con un determinado color que dará título a la obra, que a pesar de pegar alguna patada a la continuidad servirá como sentido homenaje a la forma en la que se hacían las cosas en los viejos tiempos.

Obviamente, en el caso del abogado ciego de la Cocina del Infierno, Matt Murdock, la carta que escribe va dirigida a Karen Page, probablemente el amor más grande en su vida. En cuanto al color, esto es algo que en futuros trabajos a los autores les habrá dado algún quebradero de cabeza. Spiderman ha sido azul probablemente por el juego de palabras correspondiente (“blue” se traduce tanto como “azul” como “triste”), Hulk es gris debido al color que este monstruo tenía en sus primeras aventuras, y el Capitán América es blanco debido a su pureza moral. En el caso de Daredevil, la cosa está clara: es amarillo por el color del traje que llevaba en sus primeras aventuras, un color que gracias a esta obra sabremos que viene heredado por la indumentaria de su padre, Jack “Batallador” Murdock, en el boxeo.

Los días de gloria de Jack “Batallador” Murdock

Y será precisamente la etapa en la que su padre aún estaba vivo en la que los autores nos colocan para comenzar la historia. No hay que olvidar que a la hora de crear esta historia había una cierta intención de hacer algo definitorio, algo hasta cierto punto similar al ‘Batman: Año Uno’ de Frank Miller y David Mazzucchelli, algo que un lector ajeno al personaje se deba leer si quiere conocer los fundamentos de este. Por lo tanto, hablar del último combate de Jack “Batallador” Murdock y su posterior asesinato es obligatorio. Sería esta muerte la que en gran parte propició que el abogado ciego de la Cocina del Infierno se pusiera las mallas (amarillas en estos inicios) y ejerciera de vigilante en las noches.

Pero el “origen secreto” de Daredevil no será la parte de la vida de este héroe en la que más se centra la historia. La llegada de una joven e inocente Karen Page, mucho tiempo antes de que las drogas y las tragedias arruinaran su vida, a la oficina que Matt comparte con su mejor amigo, el también abogado Franklin Patrick “Foggy” Nelson, será realmente el centro de la historia. Y se trata de una historia en la que también harán su aparición otros conocidos personajes de la editorial como son los Cuatro Fantásticos, que se pasarán a saludar y a requerir los servicios de Matt Murdock a golpe de cliché, por no hablar de los villanos de segunda fila a los que nuestro héroe se tendrá que enfrentar para poner ese pequeño punto de acción que todo buen cómic de superhéroes necesita.

“…y no fue necesario tener vista para saber que estaba mirando a la mujer más hermosa del mundo…”

Ya en los primeros capítulos de la serie de televisión de Netflix sobre el personaje de Daredevil se deja ver esa especie de triángulo amoroso entre Matt, Karen y Nelson. A pesar de que en la pequeña pantalla el bueno de Nelson parece ser un rival digno para competir por el amor de Karen y llega a tener sus opciones en determinado momento, Loeb y Sale son implacables y nos presentan a este personaje como un pobre maldecido con un amor inalcanzable. La química entre Matt y Karen es evidente desde su primer encuentro, y el hecho de que uno de ellos caiga en los brazos del otro, sin entrar a considerar cuestiones morales, es tan solo cuestión de tiempo. Y de esta forma comenzó una de las aventuras más importantes en la vida de Daredevil, una que, como viene siendo habitual en la vida del vigilante desde que Miller le redefiniera en ‘Daredevil: Born again’, acabaría teniendo más de tragedia que de aventura…

En resumidas cuentas, estamos ante una obra que no puede faltar en la estantería de ningún lector de Marvel Comics. Jeph Loeb tiene grandes carencias como guionista, pero en ciertas ocasiones, como esta, las compensa con otras cualidades, como es el gran amor y respeto que se nota que siente por la historia de este personaje. Por su parte, el trabajo de Tim Sale acompañado al color por uno de los mejores coloristas del mercado, Matt Hollingsworth, es sencillamente maravilloso. Puedes echar cualquier rato muerto pasando las hojas de este tomo y alucinando con el estilo de este tipo, tan apropiado para una obra como esta.

El tomo ‘Daredevil Amarillo’ publicado por Panini Comics en tapa dura contiene 168 páginas a color e incluye los números del #1 al #6 de la colección de la edición americana de ‘Daredevil Yellow’. El tomo también incluye las portadas originales de los números contenidos en el recopilatorio, un completo cuaderno de bocetos de Tim Sale y una introducción a cargo de Stan Lee. El precio de venta recomendado es de 15 € y se puso a la venta en marzo de 2017.

Jeph Loeb

Nacido en Stamford, Connecticut, en 1958. Se trata de un guionista de cómics y productor de cine y televisión. A lo largo de su carrera en el mundo del cómic ha ganado cuatro premios Eisner y cinco Premios Wizard Fan trabajando con los principales personajes de las dos grandes editoriales norteamericanas, Marvel Comics y DC Comics, mientras que en el mundo audiovisual ha participado en series de televisión como ‘Héroes’, ‘Smallville’ y ‘Lost’. Destacables son sobre todo sus colaboraciones en cómic junto al dibujante Tim Sale en títulos como ‘Batman: The Long Halloween’, ‘Batman: Dark Victory’ y ‘Superman For All Seasons’ para DC Comics y la “tetralogía de los colores” ‘Hulk: Grey’, ‘Daredevil: Yellow’, ‘Spiderman: Blue’ y ‘Capitán América: White’ para Marvel Comics.

Tim Sale

Nacido en 1959 en Ithaca, Nueva York. Se trata de un dibujante de comics principalmente conocido por sus colaboraciones con Jeph Loeb. Su daltonismo no ha sido un impedimento para triunfar en una profesión como la de dibujante de cómics, carrera en la que comenzó tras estudiar en la escuela del prestigioso John Buscema y en la Escuela de Artes Visuales. Entre sus trabajos más destacados, además de su colaboración como consultor de diseño en la serie de televisión ‘Héroes’, encontramos títulos como ‘Grendel’ con Matt Wagner y ‘Superman For All Seasons, ‘Batman: The Long Halloween’, ‘Batman: Dark Victory’, ‘Catwoman: When in Rome’, ‘Batman: Haunted Knight’, ‘Daredevil: Yellow’, ‘Spider-Man: Blue’, ‘Hulk: Gray’ y ‘Captain América: White’, todos ellos junto al guionista Jeph Loeb.

‘Daredevil Amarillo’

En esta aclamada reconstrucción de los primeros días del Diablo Guardián, el equipo ganador del Premio Eisner, formado por Jeph Loeb y Tim Sale (Spiderman: Azul, Batman: El largo Halloween), ofrecen una extraordinaria aventura superheroica salpicada con un toque de comedia romántica.

Esta edición de Daredevil: Amarillo contiene un completo cuaderno de bocetos de Tim Sale y una introducción a cargo de Stan Lee, el legendario autor detrás de la creación del Universo Marvel.

Guion: Jeph Loeb

Dibujo: Tim Sale, Richard Starkings y Matt Hollingsworth

‘Daredevil Amarillo’

¡No te vayas sin comentar!