Análisis de ‘Last day of June’ (PC)

Hemos tenido la ocasión de jugar a ‘Last day of June’, un videojuego desarrollado por Ovosonico y distribuido por 505 Games. Se trata de un título con una historia profunda dirigido a un tipo muy concreto de público.

Si sois de los que disfrutáis con un gran trasfondo estáis de enhorabuena, pues este juego cumple a la perfección esta premisa. En esta ocasión nos trasladamos a un pueblecito donde vive nuestra pareja protagonista. Un día deciden ir a pasear al lago, pero al volver a casa un niño se cruza por la carretera y la historia termina con el coche estrellándose y June muriendo. Nuestro protagonista, Carl, termina postrado en una silla de ruedas, pero una noche aparecen unos retratos en la sala de pintura de su difunta esposa y, cuando él toca estos cuadros, puede viajar al pasado para vivir en la piel de los distintos habitantes del pueblo el fatídico día del accidente.

Nuestro objetivo será vivir los recuerdos del niño, del cazador, del hombre anciano y de la vieja amiga. Si jugamos bien nuestras cartas y resolvemos los puzles, podremos salvar a June de esa trágica muerte. Se trata pues de una historia muy madura y profunda, como la de ‘Brothers: A tale of two sons’, juego que por cierto también fue distribuido por 505 Games.

El apartado artístico del juego es bastante arriesgado, con colores vivos y personajes sin ojos, muy del estilo de Tim Burton. Está pensado para que cada jugador sienta que vive la historia por sí mismo. Además, el aspecto físico de Carl os sonará si sois fans del artista musical Steve Wilson, pues el protagonista del juego es muy parecido al del videoclip de su canción ‘Drive home’. El propio Wilson se unió al desarrollo del juego como compositor de la banda sonora y Jess Cope, directora del vídeo y animadora que trabajó con Tim Burton en el pasado, se unió también para trabajar en la escritura del guion.

A nivel jugable el juego es bastante simple, tanto, que quizás podría frustrar a algunos jugadores. Nosotros hemos realizado la review en PC y el juego se puede completar con una mano, pues a lo sumo necesitamos tres botones para realizar las distintas acciones. Nuestras acciones pasarán por andar por los escenarios, mover objetos y completar distintos puzles. Se trata de un juego con un ritmo muy calmado, hecho a conciencia para que el jugador pueda disfrutar de él en paz y armonía, y hasta la banda sonora está pensada para relajarnos. Otro aspecto destacable es la frustración que sentimos cuando no hemos completado bien una acción y al terminar el día tenemos que volver a repetir una y otra vez el accidente. Oversonico lo ha hecho así a conciencia para que nos frustremos de igual manera que se frustra Carl, protagonista del juego, al ver que tiene que volver a vivir la escena del accidente por culpa de nuestros errores. Si fallamos, tendremos que empezar de nuevo, así hasta que demos con la tecla y podamos avanzar en nuestra misión.

No vamos a mencionar nada del final del juego ni de cómo evoluciona la historia, pues como consideramos que lo más bonito de ‘Last day of June’ es su historia, creemos que debéis descubrirla por vosotros mismos. A nivel sonoro el juego es una maravilla, con una banda sonora exquisita y unos efectos sonoros destacables. No obstante, los personajes no hablan un idioma que podamos comprender, sino el suyo propio. Pese a ello podemos entender las conversaciones perfectamente gracias a los gestos de estos. Otro elemento que nos ayuda a comprender la historia es la música, compuesta a conciencia para conmovernos o darnos un chute de alegría en función de los momentos que vayamos viviendo en el juego.

Como hemos comentado, no es un juego para todo tipo de público. Para los jugadores más frenéticos, esta aventura puede ser aburrida, pero para los que buscan un juego con historia profunda y que te conmueva, sin duda alguna están ante una de las joyas del 2017. Pese a todo, su duración es algo escasa -unas 5 horas, aproximadamente- y a veces resulta un poco lineal y monótono debido a la cantidad de veces que tenemos que ver las mismas escenas en bucle.

El juego está disponible para Playstation 4 y PC desde el 31 de agosto con un precio de 19,99€. Además, si os hacéis con él en Steam antes del 15 de septiembre os podréis hacer con ‘Brothers: A tale of two sons’ con un 10% de descuento sobre el precio original. ‘Last day of June’ en PC es totalmente jugable con gamepad o con ratón y teclado. Además cuenta con cromos coleccionables en Steam y con más de 20 logros distintos, por lo que se trata de una aventura totalmente rejugable.

Reseña
Gráficos
Diversión
Jugabilidad
Amante de los videojuegos, los cómics, el manga, el anime y los libros. Marvelita. De vez en cuando escribo en webs y publico libros. Redactor web desde el 2011.

¡No te vayas sin comentar!