El Videoclub: La leyenda del Zorro

Cuando, en 1919, Johnston McCulley escribió el relato ‘La maldición de Capistrano‘ para el segundo número de la revista ‘All-Story Weekly‘, muy probablemente, no era capaz de imaginar que el Zorro, protagonista de dicha historia, alcanzaría una trascendencia tan grande que, a día de hoy, sigue tan vigente como hace noventa y nueve años, gracias a diversos medios como la ya citada literatura, el teatro, el cómic, la televisión y el cine.

Y precisamente el séptimo arte es en lo que nos centraremos en este artículo, ya que, en las siguientes líneas podrás leer un pormenorizado análisis de una de tantas películas sobre el forajido enmascarado al que, por norma general, da vida el noble Don Diego de la Vega. Bien es cierto que el personaje tuvo su debut cinematográfico en ‘La marca del Zorro‘ (1920). No obstante, en esta ocasión, nos centraremos en un filme fechado a principios del siglo XXI, bajo el título de ‘La leyenda del Zorro‘ (2005), que cuenta con el aliciente de funcionar como secuela de la famosa película ‘La máscara del Zorro‘ (1998), cuyo análisis puedes leer si haces click en este enlace.

1850. El pueblo de California -pobre, desesperado- está a punto de incorporarse a la Unión como su trigésimo primer estado. Promulgada por el gobernador, una votación histórica tendrá la llaves de su destino. Y la promesa de libertad.

Estas palabras sirven como introducción a ‘La leyenda del Zorro‘, película de 131 minutos de duración, que está dirigida por Martin Campbell, al igual que su precuela, aunque Steven Spielberg (que acabó en el puesto de productor ejecutivo) y Robert Rodríguez estuvieron a punto de llevar la batuta del filme. El Zorro es interpretado por Antonio Banderas, aunque, en esta ocasión cabe destacar que la identidad civil del justiciero enmascarado es Alejandro de la Vega, en lugar de Diego, lo cual se justifica en su ya citada precuela ‘La máscara del Zorro‘. Junto a él podemos destacar a Catherine Zeta-Jones (como Elena de la Vega), Adrián Alonso (en el papel de Joaquín de la Vega), Rufus Sewell (que interpreta al conde Armand), Nick Chinlund (que encarna a Jacob McGivens) y Julio Óscar Mechoso (que da vida a fray Felipe).

También cabe destacar que, al igual que Antonio Banderas y Catherine Zeta-Jones, los actores Pedro Armendáriz Jr. y Tony Amendola, que participaron en la precuela, también actúan en esta entrega, pero lo hacen en roles distintos. El primero pasa de ser el hidalgo Don Pedro a Patrick, el gobernador de California. El segundo actor mencionado al principio del párrafo, que fuera Don Luis en la película original, aquí se convierte en el padre Quintero. Mención aparte merece Tornado, el caballo del Zorro, del que se sabe que fue interpretado por nada menos que once animales diferentes, aunque, como es evidente, no tenemos constancia del nombre real de los jamelgos.

Tres meses después de que Elena se haya divorciado de él, porque esta cansada de que su esposo no pueda dejar de vestir el traje del Zorro, Alejandro de la Vega es invitado a una fiesta en la que descubre que la que antes era su esposa está prometida con un conde inglés conocido como Armand. Sin embargo, el protagonista no tarda en darse cuenta de que las intenciones del noble no son nada honestas, ya que pretende construir una línea ferroviaria para el transporte de nitroglicerina destinada al ejercito de la Confederación, con la que se pretende destruir Washington y provocar una guerra civil que impida que California pase a formar parte de Estados Unidos. Para llevar a cabo dicha tarea, Armand cuenta con la ayuda de un detestable compinche conocido como Jacob McGivens. Fiel a su compromiso de héroe del pueblo, el Zorro pretende desbaratar sus planes, a la vez que recuperar el amor de Elena y el respeto de su hijo Joaquín, para lo cual cuenta con aliados como fray Felipe.

Un dato curioso, con respecto al actor Adrián Alonso es que, en aquel entonces, no sabía inglés, de modo que tuvo que aprenderse todo el texto fonéticamente, al igual que le pasó al propio Antonio Banderas cuando protagonizó ‘Los reyes del mambo’ (1992).

La película sabe como mantener la atención del espectador, ya que, en lugar de hacer que las escenas de lucha monopolicen la mayor parte del largometraje, entremezcla también los géneros de la comedia, el drama y, por supuesto, el amor, lo que convierte al filme en un producto rico en ese aspecto.

La leyenda del Zorro‘ estuvo nominado en los Premios Juventud en dos categorías: mejor película y mejor actor (por Antonio Banderas). Tuvo la suerte de alzarse con la victoria en ambos casos.

Puede que ‘La máscara del Zorro‘ sea más famosa que su secuela, pero ‘La leyenda del Zorro‘ es, sin lugar a dudas, una digna sucesora, completamente fiel al espíritu del personaje que Johnston McCulley creó en 1919, pese a que el protagonista de la película sea Alejandro, en lugar de Diego. No en vano, el personaje sigue como una rosa, pese a estar a punto de cumplir los 100 años.

1 Comentario

¡No te vayas sin comentar!