Crítica de: La Lego película 2

Nacida en el año 1949, la compañía juguetera Lego ha sido fuente de horas de diversión para gran cantidad de niños, además de algunos adultos. A día de hoy, sus construcciones de diversos mundos de ficción siguen tan vigente como hace setenta años. Por tanto no es de extrañar que, en 2014, llegase a las salas de los cines una película que ya contaba con antecedentes televisivos e internautas, la mayoría de ellos alrededor de franquicias de éxito, pero que nunca había tenido su oportunidad en la gran pantalla. Se trataba de La Lego película, cuyo título ya daba una idea bastante clara del tipo de filme que te ibas a encontrar. El éxito del largometraje supuso la aparición de dos spin-off (Batman: La Lego película, en 2014, y Lego Ninjago: la película, en 2017), así como de la secuela La Lego película 2, que es el filme que analiza este artículo, el cual no parece ser que haya intención de que sea el último producto de esta franquicia que vaya a ver la luz.

Bajo la dirección conjunta de Mike Mitchell y Trisha Gum, esta película, que se encuentra actualmente en cartelera, tiene una duración de 93 minutos y cuenta en su reparto con diversos actores que, en el idioma original, han prestado su voz a los protagonistas del largometraje de la siguiente manera: Emmet Ladrikowski y Rex Dangervest (Chris Pratt), Lucy (Elizabeth Banks), la reina Soy Lo Que Quiera (Tiffany Haddish), Batman (Will Arnett), la general Dulce Caos (Stephanie Beatriz), el astronauta Benny (Charlie Day), la princesa Unikitty (Alison Brie) y el pirata Barbanegra (Nick Offerman). También caben destacar a los humanos Finn (Jadon Sand), Bianca (Brooklyn Prince), la madre de ambos (Maya Rudolph) y el padre (del que aquí solo oímos la voz que, en el idioma original, pertenece a Will Ferrell, quien también presta su voz al Megapresi). A continuación, puedes disfrutar del tráiler del filme:

Después de los sucesos de la primera película, en la ciudad de Ladriburgo, Emmet y sus amigos están celebrando una victoria que se ve truncada por la aparición de las figuras de Lego Duplo, invasores extraterrestres que causan verdaderos estragos en la ciudad. Cinco años después, Ladriburgo se ha convertido en Apocalipsisburgo y Emmet parece ser el único dispuesto a no permitir que estos sucesos arruinen su ordenada, tranquila y alegre vida. Sin embargo, cuando los invasores raptan a Lucy, a Batman, a la princesa Unikitty, al pirata Barbanegra y al astronauta Benny, decide ir en su rescate y tratar de evitar el profetizado Armamageddon (sí, aunque no lo parezca, está bien escrito). El único problema es que, si hay alguien que se encuentre preparado para llevar a cabo esta complicada misión, ese no es Emmet.

En La Lego película 2 aparecen la mayoría de los personajes que hemos podido ver en su antecesora, aunque cuenta con algunas ausencias y con nuevas incorporaciones, como es el caso de Rex, una figura muy importante dentro del desarrollo del filme. Por otro lado, al tratarse de un filme de la Warner Bros, no es de extrañar que, además de Batman, hagan acto de presencia otros personajes de DC, tales como Superman, Wonder Woman, Linterna Verde, Aquaman, Lex LuthorHarley Quinn, Catwoman, Vicki Vale y el mayordomo Alfred (aunque algunos de ellos ya se habían dejado ver en las películas anteriores), y que no haya ninguno de Marvel, aunque lo que sí se hace es una referencia a dicha editorial.

Como ya hemos comentado, Batman es uno de los personajes que regresa para esta secuela. Por supuesto, a nadie le pilla desprevenido el hecho de que eclipse al resto del reparto en la mayoría de sus escenas, que es uno de los motivos de que lograse una película propia. Pero, sin lugar a dudas, serán los fans de DC los que más disfruten de sus intervenciones, ya que se encuentran plagadas de referencias cinematográficas sobre los actores que han dado vida al personaje.

Sin lugar a dudas, algunos de los puntos flacos de La Lego película 2 son el hecho de que ha perdido la frescura que solo puede aportar el producto original y de que los recursos que resultaron novedosos en el largometraje anterior, como es el caso de la interacción con los humanos, aquí ya no nos pillan de sorpresa. No obstante, en compensación, el filme presenta un giro de tuerca, a lo largo de la trama, que coge completamente desprevenido al espectador.

Aunque esta película se centre solo en Lego, es casi imposible pensar en ella sin que nos recuerde a Toy Story (1995), el primer largometraje en el que nos explicaron que los juguetes se mueven cuando los humanos no estamos mirando, aunque en este caso los muñecos parezcan tener una maniobrabilidad bastante menor.

En resumidas cuentas, aunque no se trate de ninguna obra maestra, no cabe ninguna duda de que, si te gustan los juegos de construccion, disfrutaste de la película anterior y te ríes con las parodias de famosas franquicias cinematográficas, bajo ningún concepto debes perderte La Lego película 2.

Después de cinco años de tranquilidad aparece una nueva amenaza: invasores de Lego Duplo del espacio exterior que lo destrozan todo antes de que dé tiempo a reconstruirlo. Emmet, Lucy, Batman y sus amigos unirán fuerzas para librar una batalla que les llevará a mundos inexplorados.

¡No te vayas sin comentar!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.