Reseña de Heroes Reborn: Los 4 Fantásticos

Cuatro Fantásticos Reborn

Regreso a la década de los años noventa

Los años noventa en el género de los superhéroes no es una época de la que hoy se tenga un gran recuerdo en general. Sin embargo, tal vez por el factor nostalgia, hay títulos emblemáticos de esos tiempos que siguen teniendo su público. Quizás uno de los casos más representativos sea la línea Heroes Reborn de Marvel Comics, la cual ahora se empieza a recuperar por Panini Comics en formato de lujo empezando por el título protagonizado por la familia más popular de la editorial, los Cuatro Fantásticos, que nos llega en un tomo titulado Heroes Reborn: Los 4 Fantásticos.

Cuatro Fantásticos Reborn
Portada del tercer número de la maxiserie Heroes Reborn Fantastic Four

Aquellos maravillosos años

La especulación en el mundo del cómic y el estallido de la burbuja que produjo trajo consigo una crisis en la industria que fue especialmente dura para Marvel Comics. La Casa de las Ideas al menos puede decir que sobrevivió a aquello, una suerte que otras editoriales no pudieron compartir.

En aquellos tiempos convulsos se vivió el auge de un cierto grupo de jóvenes artistas en Marvel Comics que no veían justo el reparto que se hacía de los beneficios obtenidos por las ventas de sus trabajos. De esta forma, el grupo formado por Jim Lee, Todd McFarlane, Marc Silvestri, Erik Larsen, Jim Valentino y Rob Liefeld dejó la compañía para fundar Image Comics. Esta nueva empresa es reconocida hoy como la más importante después de las dos grandes, pero pasó por malos momentos después de un inicio espectacular.

Cuatro Fantásticos Reborn
El incidente con los rayos cósmicos que otorgó sus poderes a los Cuatro Fantásticos se repite al estilo Jim Lee

Cuando en Marvel Comics se dieron cuenta de que tras la marcha de estos emprendedores se habían metido en un agujero tan profundo que la sombra de la quiebra empezaba a rondar por sus oficinas, alguien tuvo la brillante idea de volver a contar con ellos al precio que fuera para dejar en sus manos el reflote de sus series más clásicas. De esta forma, Marvel Comics subcontrató a los estudios de Jim Lee y Rob Liefeld pertenecientes a Image Comics para esta labor.

En el caso de la Primera Familia, la responsabilidad recayó sobre Wildstorm, el estudio que dirigía Lee. Los cómics de los Cuatro Fantásticos no vendían ni la décima parte de lo que se esperaba, y esta fue la única solución que se le ocurrió a Bob Harras para remediar esta situación. Así, en 1996, comenzó a publicarse lo que debería haber sido el resurgir de la serie más mítica de Marvel Comics. Jim Lee reinició a la Primera Familia y adaptó su origen a la actualidad, y el publico respondió. Quizás las ventas no llegaron a ser tan altas como Bob Harras hubiera deseado, pero fueron notablemente superiores a lo que eran poco antes, al menos en un principio. Pero, más allá de las ventas…¿cumplió Lee con el mínimo de calidad exigido por el lector? Probablemente no.

Cuatro Fantásticos Reborn
El Hombre Topo ya no es un repudiado social, ahora ha ido al gimnasio y es la envidia de su barrio

Un reinicio con dientes apretados

Viendo la línea Heroes Reborn con perspectiva, se podría decir que lo que se intentó hacer en aquel momento fue algo muy similar a lo que no demasiados años después fue el Universo Ultimate. Por una parte se trataba de adaptar las historias clásicas de la editorial al siglo XXI, volviendo a publicar las series desde el número #1 para poder enganchar de nuevo a los lectores que se habían perdido en las profundidades de la continuidad y a la vez atraer a un nuevo público que no iba a comenzar a leer una serie con cientos de números a sus espaldas. Como idea, no estaba nada mal.

El problema estuvo en la forma en la que esta idea se hizo realidad. Por una parte, el ritmo que Jim Lee le imprimió a la serie fue como mínimo vertiginoso. En tan solo doce números (números con muy pocas viñetas por página y abundantes splash pages, todo sea dicho) Lee fue capaz de hacer pasar a medio Universo Marvel por las páginas de la serie, desde el Hombre Topo a Galactus pasando por Namor, los Vengadores, Alicia Masters, Black Panther, el Doctor Muerte, el Super Skrull, Hulk, Blastaar, los X-Men, Silver Surfer, el Vigilante, los Inhumanos, Pyreus Krill, Terrax, Plasma, Nick Furia y todo SHIELD entre otros. No está mal, ¿verdad?

Por otra parte, el estilo que había convertido a los seis fundadores de Image Comics en ídolos superventas estaba empezando a cansar al público. A pesar de que Lee era reconocido como el artista de mayor talento dentro de este grupo, su dibujo no era suficiente para sostener la que pretendía ser la serie regular más importante de la editorial. Las anatomías imposibles, los ojos blancos y los dientes apretados seguían teniendo grandes admiradores, pero eran cada vez menos los lectores que eran capaces de soportar una historia que se sustenta en un guion endeble que se convierte en una débil excusa para mostrar a los personajes en poses heroicas de forma continua y presentar nuevos personajes en toda su grandeza.

Cuatro Fantásticos Reborn
Pocas veces hemos visto a un Johnny Storm más enfadado

El resultado de todo este exceso es una serie de doce números que no es precisamente una joya del noveno arte, pero al que hay que concederle ciertos méritos. Lee (o sus sustitutos, ya que el de Seúl empezó como autor completo para luego ceder los lápices a los compañeros que eran más o menos capaces de mimetizar su estilo) nos brinda algunas páginas muy vistosas, especialmente aquellas en las que nos presenta a nuevos personajes en la serie, de forma muy similar a lo que hacía su amigo Todd McFarlane en Spawn.

Además, va a ser difícil encontrar otra serie de Marvel Comics en la que se pueda aprender tanto sobre su universo en tan pocas páginas. Ya no solo un nuevo lector va a acabar este tomo habiendo conocido el origen de los Cuatro Fantásticos y lo más representativo de su dinámica de grupo, sino también a gran parte de los personajes de la editorial. Y por último, lo contenido en este tomo es, para bien o para mal, un importante pedazo de historia de la Casa de las Ideas, y aunque solo sea por esta razón su lectura ya merece la pena.

El tomo Heroes Reborn: Los 4 Fantásticos publicado por Panini Comics en tapa dura contiene 336 páginas a color con un tamaño de 17 x 26 cm. e incluye la traducción de los doce números que componen la edición americana de la maxiserie Heroes Reborn: Fantastic Four. El precio de venta recomendado es de 32,5 € y se puso a la venta en enero de 2019.

Cuatro Fantásticos Reborn

Heroes Reborn: Los 4 Fantásticos

ISBN: 9788491677543

Los 4 Fantásticos han renacido, de la mano de Jim Lee, en una reinvención de sus primeras aventuras llevada a cabo a lo largo de doce entregas: El Hombre Topo, Namor, el Doctor Muerte y Galactus bajo la visión del dibujante más popular de los noventa.

Guion: Jim Lee, Brandon Choi, Scott Lobdell

Dibujo: Scott Williams, Jim Lee, Brett Booth, Scott Williams, Alex Garner, Tom McWeeney, Lucian Rizzo, John Tighe, Sal Regla, Mark Irwin, Richard Bennett, Mike S. Miller, Norm Rapmund, Joe Chiodo, Martin Jimenez y Jessica Ruffner

Heroes Reborn: Los 4 Fantásticos

1 Comentario

¡No te vayas sin comentar!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.