El Videoclub: Los Perdedores

A finales de 1969, el escritor y editor de cómics Robert Kanigher creó, para el Universo DC, a un grupo de combatientes de la Segunda Guerra Mundial conocido como Los Perdedores, cuyo debut tuvo lugar en el número 138 de la colección G.I. Combat, dibujada por Russ Heath, aunque, sin lugar a dudas, su mayor momento de gloria llegó a principios del año siguiente, al aparecer dentro de las páginas de Our Fighting Forces nº 123, de Howard Liss y el dibujante mencionado anteriormente.

Ya en 2003, gracias a los guiones de Andy Diggle  y los dibujos de Jock (al que han sucedido otros artistas, tales como Shawn Martinbrough, Nick Dragotta, Ale Garza y Ben Oliver), vio la luz una versión libre de dicho grupo, cuyo debut tuvo lugar en el primer número de la colección The Losers, perteneciente al sello Vértigo de la editorial DC. Sus integrantes son el teniente coronel Franklin Clay, los capitanes William James Roque y Jake Jensen y los sargentos Carlos ‘Cougar’ Álvarez y Linwood ‘Chucho’ Porteus, a los que se une Aisha al-Fadhil, conocida bajo el alias de Bala Perdida, debido a sus intereses comunes. Este peculiar grupo contó con una versión cinematográfica, que vio la luz en 2010, cuyo análisis puedes leer a continuación:

Cualquier otra persona ya habría muerto.

Publicitado con este eslogan y bajo la dirección de Sylvain White, que quiso contar con Andy Diggle y Jock como asesores, este filme, de 97 minutos de duración, está protagonizado por Jeffrey Dan Morgan (como Franklin Clay), Idris Elba (en el papel de William James Roque), Zoe Saldana (que interpreta a Aisha al-Fadhil), Chris Evans (que encarna a Jake Jensen), Columbus Short (que se mete en la piel de Linwood ‘Pooch’Porteus), Óscar Jaenada (que se convierte en Carlos ‘Cougar’ Álvarez) y Jason Patric (que hace de Max).

Un equipo de élite de las Fuerzas Especiales de los Estados Unidos, formado por los soldados Clay, Roque, Pooch, Jensen y Cougar, mientras se encuentran realizando una misión en Bolivia, descubren que un superior desconocido, quien responde por el nombre de Max, los ha traicionado, ya que tenía planeada su eliminación. Afortunadamente, aunque son dado por muertos, el grupo logra sobrevivir y planea su regreso a Estados Unidos con la intención de vengarse. Para ello, cuentan con la ayuda de Aisha al-Fadhil, una bella joven que parece tener sus propios motivos para querer acabar con Max.

Pese a que Los Perdedores no sea una de las colecciones más famosas de DC, la estética de los créditos iniciales del filme te dejan claro que está inspirado en el noveno arte, ya que se compone de viñetas y elementos similares a los que podemos encontrar en el interior de cualquier cómic.

Aunque no se comportan como mercenarios, ya que solo van en busca de venganza, la trama de Los Perdedores guarda ciertos paralelismos con la serie del Equipo A (1983 – 1987), pero si tenemos en cuenta que el cómic original data de 1969, está claro que no se trata de ningún plagio, que es algo que se puede leer en algunas sospechas que circulan por la red.

Pese a contar con una premisa seria, la verdad es que en el largometraje abundan los momentos de humor, como es el caso de la escena que se encuentra integrada en los créditos finales, la cual resulta tan irrelevante como divertida.

El filme Los Perdedores acaba con un final abierto, lo que, sin lugar a dudas, podría haber dado lugar a una secuela, ya que convenció a gran parte del público. Sin embargo, dado que han pasado casi veinte años desde su estreno, sería más posible disfrutar de un reinicio que de una segunda parte.

Los seguidores de Marvel se encuentran en este filme con tres caras bastante conocidas, ya que, como hemos comentado, contamos con la presencia de Chris Evans (que interpretó al Capitán América y, anteriormente, había sido la Antorcha Humana), Idris Elba (que dio vida a Heimdall) y Zoe Saldana (que se metió en la piel de Gamora). No obstante, con la excepción de la flamígera encarnación de Chris Evans, ninguno de estos personajes de Marvel habían sido aún encarnados por estos actores cuando se estrenó el largometraje de DC.

Aunque se permita algunas licencias argumentales, como en el caso de los colores de los guantes de Max (que en la cómic aclaran que se debe a que el personaje tiene un hermano gemelo, que también es agente, mientras que en el filme lo justifican alegando una fea cicatriz que el antagonista tiene en la mano), si te gustan las películas de acción y eres fan de Los Perdedores, no cabe ninguna duda de que disfrutarás con esta película, ya que ofrece una trama sencilla, sin llegar a resultar demasiado simple, su duración de poco más de hora y media ayuda a que no se haga pesada y, como ya hemos comentado, se encuentra salpicada de diversos momentos de humor. Sin duda, son los ingredientes idóneos, para pasar un rato entretenido en el sofá de tu casa.

Reseña
Nota genérica
Fan del mundo de los cómics, sobre todo de Marvel. Me gusta tanto escribir como actuar y sueño con hacer de esto mi modo de vida.

¡No te vayas sin comentar!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.