martes, septiembre 27, 2022

La complicada participación de Marlon Brando en el Superman de 1978

/

Entre otras excentricidades, Marlon Brando llegó a proponer interpretar a Jor-El como un panecillo para no aparecer en pantalla en el Superman de Richard Donner

Hay muchas historias sobre el comportamiento de los actores del método en los platós de cine a lo largo de los años, desde lo agradablemente estrafalario hasta lo desquiciado y verdaderamente extraño. Y luego está Marlon Brando. Mientras que al principio de la carrera del prolífico actor se le alababa por su dedicación a las interpretaciones, a finales de los años 70 era prácticamente conocido como una institución en Hollywood.

Brando era, sobre todo, increíblemente conocedor del funcionamiento de la industria y del valor que su nombre tenía para una producción, y también estaba cada vez menos interesado en dedicar el duro trabajo a la actuación que solía hacer, buscando experimentar con su oficio mientras veía lo que podía hacer.

Participación de Marlon Brandon en Superman de 1978

Todo esto le llevó a probar cosas durante el rodaje de Superman en 1978, en la que fue elegido para interpretar a Jor-El, el padre biológico y kriptoniano de Clark Kent/Kal-El. Si Brando se hubiera salido con la suya -y si el director Richard Donner no hubiera sabido cómo manejar al actor- Brando no habría aparecido en pantalla en absoluto en esa película, y Jor-El habría acabado siendo un panecillo verde inteligente.

Cuando se le contrató para hacer la película del Hombre de Acero, Donner todavía era relativamente nuevo en la realización de largometrajes, ya que había hecho tres películas de cine antes (incluyendo el gran éxito de terror, La profecía, en 1976) y un puñado de películas para televisión. Sin embargo, había dirigido más de 100 episodios de series de televisión, por lo que no era ajeno al trabajo con actores.

Richard Donner, Marlon Brando y Susanna York en el rodaje del Superman de 1978

Sin embargo, la experiencia de Donner con Brando iba a ser diferente a cualquier otra que hubiera tenido antes. Habiendo oído hablar de la reputación del actor, Donner llamó a un amigo antes de conocerlo: Jay Kanter, un agente y ejecutivo del estudio. Según recordó Donner en 2016, le pidió a Kanter pistas sobre por dónde podría ir la mente de Brando en su interpretación de Jor-El, y Kanter le respondió: «Va a querer interpretarlo como una maleta verde«.

Cuando Donner pidió una aclaración, Kanter explicó que Brando «odia trabajar y le encanta el dinero, así que si puede convencerte de que la gente de Krypton parece una maleta verde y tú solo filmas maletas verdes, le pagarán solo por hacer la voz en off. Así es como funciona su mente».

Para obtener más ayuda, Donner se puso en contacto con su colega director Francis Ford Coppola, que había sido decisivo para sacar la carrera de Brando de un bache al darle el papel en El Padrino de 1972. Coppola explicó que Brando tenía «una mente brillante. Pero le encanta hablar. Si le mantienes hablando, él mismo se sacará de cualquier problema«. Está claro que a Donner le tocaba trabajar.

Marlon Brando en el Superman de 1978

La loca de idea para el personaje de Jor-El de Marlon Brandon

Tal y como describe Donner, conocer a Brando fue intimidante a varios niveles. El director descubrió que durante la reunión «era difícil hablar, ¡porque se trata de Marlon Brando!». Y eso es lo que hizo Brando, que habló durante horas con Donner, Tom Mankiewicz (que figuraba como «asesor creativo», pero que en realidad era un guionista clave de la película) y el productor Ilya Salkind.

Finalmente, cuando Brando estaba dispuesto a hablar sobre el papel de Jor-El en Superman, soltó una bomba a Donner y su equipo, pero el astuto director venía preparado. Según recordó Donner a The Hollywood Reporter

«[Brando] dijo: «¿Por qué no interpreto esto como un panecillo?». Yo estaba preparado para que dijera «una maleta verde» y él dijo «un panecillo». Dijo: «¿Cómo sabemos cómo era la gente de Krypton?» Tenía una buena lógica. Dijo: «¿Tal vez se veían como panecillos allá arriba en esos días?» Dije: «Cielos, Marlon, déjame decirte algo». Nos acababa de contar la historia de un niño [y lo inteligente que era] y le dije: «Estamos en 1939. No hay un niño en el mundo que no sepa cómo es Jor-El, y se parece a Marlon Brando«. Y él me miró y sonrió [y dijo]: «Hablo demasiado, ¿no?». Me dijo: «Vale, enséñame el vestuario».

richard donner marlon brando superman

Aunque Donner consiguió que Brando se comprometiera a aparecer en cámara en Superman, el actor siguió manipulando para hacer el menor trabajo posible con el pretexto de intentar experimentar con el oficio de la interpretación. Como explicó Donner, «Tuvimos que poner su diálogo en el pecho de otros actores. Decía: ‘No quiero leerlo como si lo hubiera leído antes un montón de veces. La primera vez que lo lea, será auténtico'». 

Así que cuando veas ese conmovedor discurso de Jor-El al pequeño Kal-El antes de que el bebé sea lanzado al vacío del espacio, recuerda que Brando está leyendo todas esas líneas, colocadas subrepticiamente por el plató.

Sin embargo, la interpretación de Brando funciona por completo, demostrando que mereció la pena que Donner y la producción de Superman soportaran las descabelladas ideas del actor. Aunque la noción de que su reparto «mereció la pena» puede cambiar dependiendo de con quién se hable: Según Variety, Brando cobró 3,7 millones de dólares y un increíble 11,75% de la recaudación por sólo 13 días de trabajo, y su tiempo total en pantalla acabó siendo de menos de 20 minutos.

SÍGUENOS EN REDES

124,427FansMe gusta
15,393SeguidoresSeguir
2,860SuscriptoresSuscribirte
Editorial Hidra
Norma Editorial
Comic Stores