Presencia Humana {uno}

presencia humana uno aristas martinezAntes de adentrarnos en la reseña de este ‘Presencia Humana {uno} Nueva literatura extraña‘ que Aristas Martínez editó el año pasado y que sería la semilla del ‘Presencia Humana Magazine’, creo que deberíamos ponernos un poco en contexto. Para ello, nada mejor que este artículo  en Jot Down de Javier Calvo (escritor y traductor de ‘La casa de hojas‘, por ejemplo). Después de un extenso repaso por los autores y autoras que en este país han desdibujado las barreras entre el género y el ‘mainstream’, Calvo apuesta por toda una generación de autores y editores que se dedican a lo extraño, a lo que se conoce como literatura ‘weird’, a una manera de entender la literatura que subvierte la tradicional manera de etiquetar la ficción. Y es aquí donde empiezan a aparecer muchos de los nombres que luego compondrían esta piedra angular de la literatura extraña española, que luce abiertamente la etiqueta de extraña.

(Como confiesan en la solapa del mismo libro, el título de esta antología está sacado de la canción ‘Presence Humaine’ de Michel Houellebecq. Podéis escucharla en Youtube e incluso recomendaría que la dejarais de fondo mientras leéis esta reseña.)

En las escasas 128 páginas de este primer ‘Presencia Humana’ encontraremos un total de ocho relatos extraños que conforman una pequeña degustación del ‘new weird’ español. La portada (de Riot Über Alles, autor también de uno de los relatos) es una pista de lo que nos encontraremos dentro. Una pareidolia de una cara humana, formada por dos hojas y varios insectos, que nos mete de lleno en el valle inquietante (‘uncanny valley’ en inglés), aquel punto entre ser humano y parecer humano que nos causa un total rechazo. La pareidolia consiste en ver patrones lógicos donde no los hay, como caras en piedras o imágenes en el test de Rorshach. Y esto es lo que nos vamos a encontrar en las páginas de ‘Presencia Humana {uno}’: sensaciones inquietantes, casualidades que podrían esconder algo, lógicas subvertidas, híbridos literarios que despiertan algo atávico en el lector.

El primer relato, ‘Leonor, la lectora de pizarras madre‘, es de una dureza incómoda, con una voz narrativa que no pretende suavizar un relato desgarrador: Leonor, una mujer que tiene horribles quemaduras por todo el cuerpo, vive con su perro tuerto en el vasto vertedero informático de Tánger. Detrás de ella, una historia trágica sobre la identidad y el recuerdo, un cuento que podría ser realista si no fuera por la habilidad de Leonor de reconocer datos lógicos dentro del aparente caos de un disco duro roto, la pareidolia de la que os hablaba como elemento mágico. El autor, Colectivo Juan de Madre, ha participado también en el número 2 de ‘Presencia Humana Magazine’ y ha escrito ‘New Mynd‘, ambas obra publicadas por Aristas.

Edad de los imperios innombrables‘ es como se titula el segundo cuento de la antología. Para daros una pista sobre de qué va, os dejo con la primera frase: “Hay ovejas que hacen de explorador  y barcos pesqueros que descubren continentes”. Esta es la historia de un leñador que vive cortando árboles de forma incesante. Lo hace todo por un imperio del que apenas conoce nada, vive una vida confusa, repetitiva, no está seguro de sus propios recuerdos. Y así es como se nos narra este cuento, como el monólogo interior de un ser que no está seguro de su propia identidad, ni siquiera de la realidad que lo rodea. Robert Juan Cantavella, el autor, es traductor del francés y autor de varias novelas como ‘Otro’ (Laia Libros, 2001), Proust Fiction’ (Poliedro, 2005), ‘El Dorado’ o ‘Asesino Cósmico’ (Literatura Mondadori, 2008, 2011) que transgreden géneros y etiquetas.

presencia humana riot uber alles aristas martínezEl tercer cuento de este primer ‘Presencia Humana’ es otra locura de Laura Fernández. ‘¿Acaso soy una especie de monstruo, señor Pallcker?‘ nos traslada de nuevo a Rethrick, el planeta en el que se ambientan varios cuentos y la novela ‘El show de Grossman’, de la autora catalana. Si la novela tenía elementos extraños, este relato los deja a la altura del betún. En este caso se trata de la delirante investigación para encontrar a un limonero parlanchín con ínfulas de detective que desapareció la noche de una Fiesta Asesinato para la cual habían resucitado a un muerto al que volverían a matar. Una historia surrealista que sigue teniendo elementos recurrentes comunes en la obra de la autora: coleccionistas, escritores, tramas enrevesadas y llenas de personajes… En fin, que he disfrutado como un niño. Para más información sobre Laura Fernández, recomiendo que le echéis un vistazo a mi reseña de ‘El show de Grossman‘.

Todo está inmóvil‘, la cuarta de las historias, nos adentra en una historia opresiva y terrorífica, al estilo de los clásicos del horror gótico. Un fotógrafo recibe un encargo de un médico que vive aislado en una vieja mansión con su familia: tiene que venir a fotografiarles cada noche hasta dar con la fotografía “perfecta”, que pueda servir de perfecto recuerdo de su familia. Un relato sobre el poder de la imagen sobre la realidad con tintes sobrenaturales. Matías Candeira ha escrito relatos cortos para varias antologías como ‘Aquelarre’ o ‘Prospectivas’, de Salto de Página. Es autor de los libros ‘La soledad de los ventrílocuos’ (Tropo Editores, 2009), ‘Antes de las jirafas’ (Páginas de Espuma, 2011)  y ‘Todo irá bien’ (Salto de Página, 2013).

‘Cara Tizná’, de Cisco Bellabestia (editor y co-fundador de Aristas Martínez), es una reinterpretación de una leyenda popular de un pueblo de Cáceres, Montehermoso. Una historia ambientada en el depauperado campo español de finales del siglo XIX, en la que una familia que huye de la pobreza de su pueblo se topa con Coltán, un mago de raza negra que se dirige a la fiesta de San Blas de Montehermoso. Bellabestia es poeta, artista gráfico y plástico, editor y escritor, entre muchas otras cosas. Dentro de Aristas Martínez participa en la ‘Black Pulp Box’ con su novela ‘Supernegro’ y escribe ‘ZOOMBI’, un libro de poesía zombi ‘sui generis’.

El sexto relato, ‘Gatos Holandeses’, es extremadamente perturbador, quizás el que más grabado se me ha quedado de los ocho. Una conversación entre dos viejos que se presenta apacible toma muy pronto matices de pesadilla. En mundo distópico del que apenas vislumbramos algunas terribles realidades, este par de viejos amigos se adentran en una conversación de sádica locura que culmina con la presentación de un par de gatos holandeses, que tienen algo muy particular, pero lo importante es que son holandeses. Riot Über Alles es el ilustrador de este ‘Presencia Humana {uno} pero también es poeta y escritor.

Ojos de Neón‘ es un ejemplo de literatura que transciende géneros. En sus escasas 12 páginas, Tamara Romero introduce multitud de elementos fantásticos y de ciencia ficción en un relato que bien podría ser policíaco. Una sombra antropomórfica que ha matado a varios habitantes de Váster Sur (una ciudad llena de hechos paranormales), que aparecen muertos con ojos de neón refulgente. Una climatóloga que tiene un plan secreto para recuperar a su ex-pareja. Una periodista esotérica que investiga hechos paranormales, enfrentada a la climatóloga. Una historia ‘slipstream’ que pone alto el listón del ‘nuevo extraño’ español. Tamara Romero escribe en inglés y en castellano. En inglés ha publicado para la editorial Eraserhead Press una novela corta llamada ‘Her Fingers‘ y pronto publicará la novela ‘Pérfidas‘, sobre lucha libre femenina, en Aristas Martínez.

El último relato, ‘Un niño huérfano, un viejo ciego y una encima parlanchina‘ recuerda a ciertos cuentos de hadas, en los que los niños huérfanos viven mágicas aventuras. Una encina mágica, a cambio de ofrendas de comida, le explica viejas historias al niño, historias de reyes perdidos que suenan a viejas mitologías perdidas. Luis Gámez, su autor, ha escrito varias obras como ‘El arte del ruido’, con Alpha Decay. También participó en la ‘Black Pulp Box’ de Aristas Martínez.

Estos ocho relatos vienen en una edición en tapa blanda con solapas y de nuevo con buenos márgenes y un tamaño de letra generoso. Acompañando los relatos, vienen ilustraciones de Riot Über Alles, autor también de la portada y del relato ‘Gatos Holandeses’. Estas composiciones superpuestas en azul y rojo, colores temáticos de este ‘Presencia Humana {uno} sirven para ilustrar los elementos más importantes de cada relato, es interesante repasar los elementos que aparecen una vez leídos. En conjunto, esta antología sirve como pequeña demostración de lo que el panorama español de la nueva literatura extraña puede ofrecer. Tengo ganas de continuar con ‘Presencia Humana Magazine’, cuyo cuarto número se presentará muy pronto. Muy recomendable.

[review]

¡No te vayas sin comentar!