‘Batman: Black and White’ #1

“¿Y si juntamos a los mejores dibujantes de la actualidad para que ilustren una antología de Batman en blanco y negro?”

BATMAN BLACK AND WHITEEste idea que ahora nos podría parecer una tan simple como ideal, no fue tan bien vista cuando Mark Chiarello (antiguo editor de DC Comics) la revelara en la redacción de la editorial a mediados de los años 90. Según explica Chiarello en el propio prólogo del ejemplar, la primera respuesta que obtuvo fue que a nadie le gustaba leer en blanco y negro y que, por lo tanto, sería un desastre comercial. Una vez fue publicado en 1997, no solo se consolidó como un éxito de ventas sino que también consiguió dos premios de gran importancia en el mundo del cómic: el Premio Eisner 1997 a la mejor antología y el Harvey 1998 como mejor volumen recopilatorio. Estos sin contar, además, con el resto de premios que cosecharon las historias individuales del tomo.

Pero ¿qué tiene de especial este libro que actualmente recopila ECC Ediciones en un formato de lujo? Lo mejor será que enumeremos el gran número de genialidades que engloba esta obra.

En primer lugar, se debe destacar el clima que se imprime en este conjunto de veinte historias pese a tener, todas ellas, una singularidad ecuánime. Esto es algo que se logra, en gran parte, gracias a la falta de color del ejemplar, que lo dota de un misticismo exquisito y logra acoger toda la esencia que Batman muestra con su sola presencia. Pese a que muchos de los lectores de cómics comerciales estadounidenses no están acostumbrados a la lectura en papel entintado sin colorear (algo que a los lectores habituales de manga no nos ocurre), el hecho de ser un compendio de historias del justiciero de Gotham y no de otro personaje permite que esto no sea un problema sino una genialidad. Si bien las historias del Caballero Oscuro ya no destacan por su colorido, en esta ocasión se avanza un paso más. Conseguimos ver el alma del dibujante gracias a las huellas que quedan en cada viñeta.

Este es el segundo punto de vital importancia que provoca que esta antología sea tan singular. Contar con gran parte de los mejores dibujantes de la época hace que la calidad, en este sentido, sea indiscutible. Ilustradores como Bruce Timm, Richard Corben, Jim Lee, Frank Miller, Walter Simonson, Katsuhiro Otomo, Brian Bolland o Teddy Kristiansen (entre otros) se ocuparon de dar vida a este cómic, y no lo pudieron hacer de mejor forma. Aunque los premios que recopiló este volumen hablan por sí solos, solo hay que ojear el estilo de cada artista, tan particulares y geniales, para darse cuenta de que estamos ante un producto de gran calidad. Y eso sin contar con los que dijeron que no al proyecto o fallaron en el último momento, algo de lo que se queja Chiarello en el prólogo que encabeza esta colección de historietas.

batman black and white 2

Pero a muchos les importa bien poco el dibujo y lo que les importa es el argumento. Y este es un nuevo rasgo que perfecciona el compendio. Ya no solo dibujantes de alto nivel formaron parte del proyecto, sino que también se sumaron verdaderos magos del guion. Así, los autores Archie Goodwin, Jan Strnad, Chuk Dixon, Neil Gaiman, Andrew Helfer y Dennis O’Neil se complementan de manera magnífica con los dibujantes que no se atrevieron a encargarse también de la trama (pese a que muchos así lo hicieron).

Otro de los puntos fuertes del volumen es la brevedad de las historias. Ocho páginas pueden parecer pocas para el desarrollo de un argumento eficaz, pero lo cierto es que, como ocurre en los mejores cortometrajes, la concisión en la narración provoca que se utilicen los mejores recursos por parte de los autores para retener al público. Y vaya si lo consiguen. Respetando las distancias entre unas y otras historias, la gran mayoría de ellas consiguen quedarse en tu retina (y corazón) para siempre. De hecho, solo hace falta mencionar algunas de ellas para que el portento brote por sí mismo.

batman black and white 3Por ejemplo, Brian Bolland (‘La Broma Asesina‘) vuelve a ponerse al cargo del murciélago en un análisis sobre la bondad humana ejemplificada por un hombre que busca hacer algo realmente malvado (matar a Batman) para así ser justo a la hora de elegir ser una buena persona, pues si no se han probado ambas doctrinas no se tiene el suficiente conocimiento como para catalogarse como tal.

Otro caso es el de Bruce Timm. El dibujante, encargado de ‘Batman: La serie animada‘ junto al guionista Paul Dini, aparece en solitario en este tomo para retratar una aventura de Dos Caras una vez ha salido del psiquiátrico, jugando con la dualidad como pocos y justificando, de una forma u otra, su maldad. Y, entre el gran número de capítulos individuales con los que cuenta ‘Batman: Black and White‘, tampoco se debe olvidar la mención a ‘Héroes‘, de Archie Goodwin y Gary Gianni, que consiguió el Eisner de 1997 como mejor historia corta tras hacer un acto de conciencia al sacar a la luz que los verdaderos héroes no tienen por qué ser siempre tipos enmascarados.

Aun así, el gran peso de la mayoría de episodios no recae sobre Batman en sí mismo sino sobre el gran número de personajes secundarios que se utilizan. El murciélago actúa, en muchas ocasiones, como un simple elemento más de una historia marcada por la emoción de protagonistas altamente empáticos. Esto puede verse fácilmente en ‘Ramas Torcidas‘ de Bill Sienkiewicz, donde un padre, su pobre hijo y su gata toman todo el protagonismo; o en ‘La Trompeta del Diablo‘ de Goodwin y José Muñoz, en la que la historia de un trompetista de Gotham City consigue llegar a los corazones de cada lector.

Podríamos continuar presentando las historias que, una tras otra, conforman este magnífico volumen. Pero, en definitiva, se puede concluir con que es un tomo hecho para el deleite de todos los amantes del Caballero Oscuro. Desde todas las perspectivas que uno pueda imaginarse, ‘Batman: Black and White’ es una recopilación de argumentos tan distintos como geniales que no disgustará a ningún lector de DC Comics. Si bien existe la probabilidad de que un dibujante o guionista no te agrade en absoluto, ninguno queda atrás respecto al resto, pues todos conforman un equipo sólido e inmejorable.

La edición de ECC Comics cuenta con un total de 240 páginas en blanco y negro (como no podía ser de otra forma) en un cuidadísimo formato cartoné (del estilo de ‘El Tribunal de los Búhos‘) e incluyendo tanto las portadas de cada volumen como el entretenido prólogo de Mark Chiarello. Todo ello por un precio de 21€, nada excesivo teniendo en cuenta su contenido.

batman black and white 4

[review]

Con la reedición del primer volumen de Batman: Black and White, recuperamos una de las antologías más celebradas del cómic americano, con la que desde 1997 los mejores historietistas rinden tributo al Caballero Oscuro a través de historias cortas que explotan toda la crudeza y elegancia del blanco y negro.

Joe Kubert, Neil Gaiman, Richard Corben, Neal Adams, Mike Allred, Frank Miller, Katsuhiro Otomo, Alex Ross, Bill Sienkiewicz, Alex Toth, José Muñoz… ¿Hace falta decir más? Averigua por qué esta obra se alzó con el Premio Eisner 1997 a la mejor antología y el Harvey 1998 al mejor volumen recopilatorio, entre otros galardones.

Batman: Black and White

Cinéfilo, literato y con mil pájaros en la cabeza. Algún día trabajaré en el Daily Planet.

¡No te vayas sin comentar!